Viernes, 27 Agosto, 2021 - 13:59

Estafa virtual en vivo: quisieron engañarlo y robarle datos de la cuenta, pero era un director de Mercado Libre y grabó todo

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Las estafas a través de llamados telefónicos o cuentas de redes sociales que se hacen pasar por cuentas corporativas de empresas son cada vez más frecuentes. Esta semana, Ricardo Martínez, un supuesto empleado de atención al cliente de Mercado Pago, contactó a un usuario de la plataforma a través de una llamada por celular (la foto de perfil era el logo de la empresa) con el fin de robarle sus datos. Lo que no tuvo en cuenta es que intentaba engañar nada menos que a un ejecutivo de Mercado Libre, que rápidamente desenmascaró la trampa y compartió una serie de consejos sobre cómo evitarlas.
 
¿Cuál fue la estrategia para la estafa? La conversación arrancó con Martínez presentándose como empleado de atención al cliente de Mercado Pago. Luego de indagar sobre un problema con una transferencia hacia el banco BBVA, le solicitó el número de documento y le pidió que emita ese mismo día dos tickets de banco certificados en el cajero automático para poder recuperar el dinero de una transferencia por $62.000.
 
La estrategia es crear una cuenta falsa, similar a la de una empresa, y buscar personas que estén reclamando en redes sociales, comenzar a seguirlas y mandarles un mensaje directo ofreciendo ayuda para solucionar su problema.
 
Durante la charla, mientras hablaba de verificaciones, Martínez le pidió a su interlocutor que concurra en ese mismo momento a un cajero automático. ¿El motivo? El código de seguridad que tenía para concretar la devolución del dinero se vencía rápidamente. “Te dejo la comunicación abierta”, insistía el falso empleado de atención al cliente. “Lo único que tenés que llevar es tu tarjetita de débito”, remarcaba.
 
 
Como forma de alertar a otros usuarios, el ejecutivo de Mercado Libre decidió seguir las instrucciones del estafador y grabar la conversación. Una vez que le confirmó que estaba frente el cajero, Martínez le pidió que generara una nueva clave, mientras le iba preguntando qué veía en la pantalla. “¿Pero esto no es para cambiar la clave de mi cuenta?”, consultó. “No. Es un código recargado”, intentó nuevamente engañarlo Martínez.
 
La intención del estafador era lograr que su víctima cambie su código de acceso a su homebanking para poder acceder él directamente con la nueva clave. Como los bancos, además, piden generar un token en el cajero y entregan un código que permite asociar el celular o la app, el supuesto empleado tenía la intención de usar luego ese código aleatorio para autorizar transferencias desde su cuenta.
 
 
Con el dato del token más la clave, el estafador puede tener acceso completo para vaciar cualquier cuenta. El intento de estafa concluyó cuando el “damnificado” otorgó al supuesto empleado un código falso de asociación de su cuenta al Token (letras y números). Finalmente, Martínez se dio cuenta que él también estaba siendo engañado y cortó la comunicación.
 
 
Fuente: 
Infobae