Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diariochaco.com/a/630597

Gravísima denuncia de abuso sexual y "advertencia" involucra a dos policías en un kiosco de Resistencia

La denunciante acusó que fue retirada de un bar por dos uniformados que la habrían llevado a un kiosco del cual ellos tenían la llave y en el cual se habría producido el hecho. El cabo y el agente acusados continúan en funciones y se esperan definiciones para las próximas horas.

Una joven de 23 años denunció un grave hecho que involucra a dos integrantes de la Policía del Chaco en un supuesto abuso sexual. El nuevo escándalo que mancha a la fuerza habría ocurrido el lunes 21 de noviembre durante la madrugada cuando ambos uniformados estarían prestando servicio.

La denunciante relató que se encontraba en un bar junto a una amiga de 30 años, quien tomó su celular y se contactó con un amigo policía para que las busque. Al lugar llegó el agente C.D.G., quien se desempeña en el Cuerpo de Operaciones Motorizadas, junto al cabo E.G.F, ambos habrían llegado con una moto de la fuerza y durante su horario laboral, datos aún no confirmado ya que es objeto de investigación mediante las actas de servicio.

Según el informe policial del hecho al que accedió Diario Chaco , el cabo E.G.F. trasladó en la moto a la denunciante hasta un kiosco del que los uniformados tenían la llave.

"En un momento me voy al baño donde E. me sigue y me obliga a tener relaciones sexuales, después me dijo quédate acá un rato y me dormí sobre el inodoro", contó la mujer. Horas después del hecho, alrededor de las 7 de la mañana, los agentes -según la denuncia- volvieron al kiosco en un automóvil gris. Durante el viaje hasta la casa de la denunciante, el policía la habría advertido: "Vos a mí no me conoces, ni me busque en las redes. No te conozco".

"Cuando llegamos a mi casa me sacaron la llave y abrieron el portón, me dejaron y se fueron", agregó la mujer que horas más tarde del hecho notó moretones en su cuerpo. Todo lo relatado, provocó que decida denunciar y pedir una prohibición de acercamiento y botón antipánico.

El médico policial que atendió a la denunciante diagnosticó lesiones leves y en la causa interviene la fiscal Ingrid Wenner.

El director del Órgano de Control Institucional, Ricardo Urturi, señaló a Diario Chaco  que "hay una denuncia que interpusieron ayer en la División de Violencia Familiar y hoy elevaron esas actuaciones judiciales a la Fiscalía N° 1, nosotros a la noche pedimos que nos envíen copia del sumario judicial e iniciamos por ahora una información sumaria y citamos a la damnificada y al testigo que tienen para que vengan a declarar a la tarde. Estamos tomando todas las medidas preliminares para determinar después cómo avanza".

Los dos policías siguen prestando servicio con normalidad pudo confirmar este medio. En ese sentido, Urturi explicó que "recién nos llegaron las actuaciones, estamos recolectando pruebas para ver si hacemos un sumario, suspendemos o no. Todavía estamos en conocimiento de la denuncia y sé que la fiscalía todavía no tomó ninguna medida".

COMENTÁ EN FACEBOOK: HACÉ CLICK ACÁ