Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diariochaco.com/a/611097
Ayrton Teruel

Periodista

La prohibición de la tracción a sangre en Resistencia espera reglamentación para entrar en vigencia

La Municipalidad de Resistencia promulgó este último lunes el nuevo Código Único de Tránsito, pero a pesar de su vigencia actual aun espera la reglamentación correspondiente para que las normas puedan ser aplicadas. Desde la comuna estimaron que este plazo podría durar entre 8 a 10 días.

Se sabía que no sería fácil, o inmediato. El Código, que fue sancionado el pasado 14 de junio con 9 votos a favor, planteó puntos polémicos como la alcoholemia cero y la erradicación de la tracción a sangre en el ejido municipal. 

Sin embargo, las interrogantes continuaron: ¿cómo se realizarán los operativos?, ¿a dónde irán a parar los caballos secuestrados?, ¿qué multas aplicarán o qué sucederá con los infractores?

Estas preguntas son las que el propio Municipio y sus áreas buscan responder a partir de la reglamentación que aún está en proceso de construcción. Desde el Ejecutivo calificaron esto como un "trabajo de lectura final" para reglamentar aquellas normas generales escritas en el Código.

El tema de la "sustitución" parece volver a resurgir con fuerza, a pesar de que en el Código de 249 páginas el artículo 132 reza: "Queda totalmente prohibida la circulación de vehículos impulsados por tracción animal dentro del ejido municipal de la ciudad de Resistencia".

Fuentes del Municipio consultadas por este medio indicaron que "tiene que salir una resolución de la intendencia en donde esas precisiones generales tengan el alcance particular y determinen los casos, méritos, procedimientos que instrumenten cada uno de esos artículos".

"Hay que hacer una definición de cuáles son los casos que están prohibidos, cómo se van a instrumentar los procedimientos, a dónde va a ir a parar el animal. Con qué norma del Código de Faltas lo sanciono", reconocieron.

La reglamentación de estas "normas generales", estiman, finalizaría dentro de 8 o 10 días y, una vez cumplido el proceso, recién entonces se podría aplicar el peso entero del Código. Hasta entonces, no existen mayores precisiones sobre lo que en verdad se "prohibirá" respecto a este sistema de tracción animal. 

Mientras tanto, el Municipio como sus funcionarios deberán seguir presenciando día a día las protestas de los vehículos con tracción a sangre. Además, no niegan que la situación escale y se produzcan escenarios más conflictivos.