Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diariochaco.com/a/608434
Daniel Michelini

Periodista

El CER de Gustavo Martínez se arma para el gran premio de 2023

Gustavo Martínez en la cumbre del CER

"Si Coqui integra una fórmula nacional, voy a ser candidato a gobernador ". Gustavo Martínez, sin vueltas, poco después de anunciar que buscaría la reelección en Resistencia, sorprendió a la militancia en un encuentro provincial de la Corriente de Expresión Renovada (CER), que él creó y dirige.

La frase de Gustavo tenía doble destinatario: Jorge Coqui Capitanich, por un lado; y el "coquismo", por otro. Al primero, para asegurarle tranquilidad de que si vuelve a intentar ir por la gobernación, no se interpondrá. A los segundos para asegurarles que si Capitanich no se presenta, él sí lo hará.

Esto último se traduce en que Gustavo Martínez tiene claro que su acuerdo es con Capitanich y no con ningún candidato que pueda llegar a representar a Capitanich.

En el CER se analizan los escenarios y se preparan para las diferentes opciones, tratando de que el año que viene ninguna situación los agarre desprevenidos. Por eso, además de ya tener fecha para un segundo congreso provincial, comenzarán a trabajar en equipos técnicos en toda la provincia.

Y por eso también ya piensan la herramienta electoral para participar.

Martínez construyó el CER con su estructura peronista pero a la vez sumó radicales díscolos que no encontraron su lugar en el centenario partido. Desde mediados de 2021 recuerda el abrazo de Perón con Balbín y aquel viraje de "para un peronista no hay nada mejor que otro peronista" a "para un argentino no hay nada mejor que otro argentino".

Pero algunos de sus alfiles no pierden la oportunidad de sacar el peronómetro y lo elevan a Gustavo hasta los primeros escalones. Eso se hizo, por ejemplo, en Sáenz Peña el sábado pasado. También tiene un motivo: Gustavo Martínez está dispuesto a, de ser necesario, disputar la gobernación por dentro del PJ .

Que hoy Martínez no se sienta identificado con el Frente de Todos ni con sus líderes nacionales Alberto y Cristina (incluso defendió con críticas que nadie del CER integre la institucionalización en Chaco) no es un obstáculo para que piense ser el candidato peronista en el 2023. Las cuestiones nacionales, se la dejan a Coqui.

Cerca del intendente capitalino creen que Capitanich hoy tiene serias chances de ser parte de una fórmula nacional el año que viene. "Lo vamos a acompañar con todas las letras", aseguran extendiendo el alcance de aquel pacto firmado en el 2021.

Del lado del gobernador chaqueño todavía no se juegan. Antonio Rodas dijo en declaraciones radiales que el montenegrino "tiene una epopeya por delante que es la de poder conseguir su cuarto mandato", aunque terminó admitiendo que se analizan otras opciones al asegurar que si no es Capitanich "el Coquismo va a tener una fórmula y va a tener candidatos que realmente van a representar también la sabiduría, la riqueza y la experiencia conformada también con la juventud". En el CER no le temen a unas PASO y prometen participación. Justifican que "el peronismo debe ir unido, más si Capitanich es candidato en Nación".

Y en ese camino, también aprovecharon a bajarle el precio a otro con intenciones de ocupar el sillón de Obligado: Oscar Domingo Peppo. En el comunicado oficial post cumbre CER, informaron que Martínez se refirió al ex gobernador y lo catalogó como "un gran militante, tiene una gran responsabilidad para abrir puertas argentinas en el Paraguay y Latinoamérica", aunque opinó que "es una pieza importante pero no sé si podrá encabezar un proceso para la gobernación" .

Los reacomodamientos también significarán importantes cambios para el PJ chaqueño, que tiene como vicepresidente a otra de las principales referentes del gustavismo, Elida Cuesta. Es que Gustavo Martínez consiguió con el CER el apoyo de una serie de partidos de corte más conservador que los que integran el actual Frente de Todos y con los que el gustavismo tiene diferencias insalvables y viceversa. Se intuye una alianza menos kirchnerista, quizás.

Algunos de esos partidos chicos que descansan en el CER son UNIR, Ciudadanos a Gobernar, Partido Demócrata, entre otros. Varios de ellos en mayo del año pasado lanzaron el Movimiento Republicano Nacional (MORENA), en donde decían que "hay un descontento con toda la clase política tradicional que viene trabajando hace muchos años" y que "el contrato social está roto".

De cara a las legislativas de 2021 el CER se presentó como alianza justamente con los partidos de MORENA adentro para competir contra el Frente de Todos. La sorpresa llegó poco después, cuando Gustavo Martínez se sumó a las filas frentetodistas. La situación generó un fuerte enojo en dirigentes de MORENA que se quejaron de un llamado ordenador de Alberto Fernández. Fue así: el presidente le pidió a Martínez posponer aspiraciones hasta el 2023. El 2023 llegó.

COMENTÁ EN FACEBOOK: HACÉ CLICK ACÁ