Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diariochaco.com/a/600202

Capitanich supervisó la energización de la línea de 500 KV Rincón Santa María-Puerto Bastiani

La puesta en servicio finalizará en la noche de este jueves y permitirá dotar de mayor estabilidad a la red eléctrica del Chaco y la región. Además, el Gobernador informó que solicitó a la Subsecretaría de Energía Eléctrica un estudio pormenorizado del comportamiento energético para disminuir y evitar perturbaciones del sistema.

El gobernador Jorge Capitanich visitó y recorrió la Estación Transformadora de Puerto Bastiani, en donde hoy finalizó el proceso de energización de la Línea de Extra Alta Tensión en 500 Kv "Rincón Santa María – Puerto Bastiani". La interconexión, que entrará en servicio en la noche de este jueves, "permite generar un factor que promueve estabilidad en el sistema y la reducción del riesgo de perturbaciones", señaló el mandatario provincial.

"Se ha hecho todo el proceso de energización que a partir de las 22 horas de hoy ya va a tener impacto. Esto no significa la solución de todos los problemas, pero sí implicará un atenuante importante", agregó Capitanich quien estuvo acompañado del presidente de Secheep, Gastón Blanquet.

Asimismo, informó que, junto al subsecretario de Energía Eléctrica de Nación Federico Basualdo y su equipo de trabajo, se realizará un estudio del flujo de provisión del servicio energético para verificar dónde se encuentran las perturbaciones de energía eléctrica que afectan al Nordeste Argentino.

La energización total de la línea, es el último paso de la mega-obra de la Línea Extra de Alta Tensión en 500 kilovoltios (Kv) que une las estaciones transformadoras denominadas "Rincón Santa María" (en Ituzaingó, Corrientes), y "Resistencia" (en Puerto Bastiani, Chaco), con una extensión de 271 kilómetros, cuya inversión fue superior a los 227 millones de dólares.

En los últimos años, Chaco realizó múltiples inversiones en materia energética. "En 2011 se puso en marcha el Electroducto NEA - NOA de 500 kV; y acá se está poniendo en servicio otra línea de extra alta tensión. Además, la provincia cuenta con tres estaciones transformadoras de 500 kV; todo eso genera una propensión a la estabilidad de la provisión del servicio energético", enumeró.

La obra es de dimensión estratégica, no solo para la región de implantación, sino también para el Sistema Argentino de Interconexión Eléctrico (SADI). La incorporación de esta segunda línea de 500 kV permitiría aumentar la potencia máxima de transmisión desde el NEA al Litoral y al Gran Buenos Aires; pero, además, ante contingencias, reforzará la prevención de transmisión generalizada de fallas, acotando la posible inestabilidad del Sistema.

En el sistema provincial, la línea dotará de mayor seguridad a la demanda en Chaco, vinculada a la Estación Transformadora de Puerto Bastiani y su área de influencia, permitiendo un mejor control de tensión en el nodo Resistencia y un mayor aporte de reactivo, atenuando de esta forma los colapsos de tensión que se registran en el área, por las altas demandas de energía eléctrica.

Estudio del comportamiento energético para lograr mayor estabilidad

Por otro lado, Capitanich comentó que se solicitó al subsecretario de Energía Eléctrica de la Nación Federico Basualdo un estudio del flujo de provisión del servicio energético para verificar en qué sector se dan las perturbaciones del sistema. Dijo que es muy importante analizar pormenorizadamente el comportamiento del sistema de transporte, transmisión, sub-transmisión y distribución ya que las perturbaciones y eventos que se localizaron no constituyen un problema de capacidad instalada y de potencia activa, sino reactiva; es decir, no es un problema de megavatios, sino de megavares.

"Tenemos una capacidad instalada efectiva de 1.037 megavatios y tuvimos cerca de 825 megavatios de consumo en el pico máximo; por lo cual la capacidad no es el problema, sino la calidad de la demanda", detalló. Asimismo, indicó que la situación requiere una solución meticulosa y un estudio previo, para lo cual se reunirá con el subsecretario Basualdo a fin de avanzar en la temática. "Chaco, Formosa, Corrientes y Misiones están teniendo problemas con respecto a la provisión del servicio; por eso pedimos este estudio", afirmó y añadió que como resultado del mismo se sabrá cómo proceder con mayor eficacia.

Nuevas inversiones

Capitanich recordó que Chaco lleva adelante importantes inversiones en materia energética para brindar un servicio de calidad y recordó que en tres semanas empieza el proceso de energización de la Línea doble terna en 132 kV "Puerto Bastiani – Puerto Vilelas", en tanto que este año se pondrá en marcha la estación transformadora de 300 MVA de Sáenz Peña.

"Además, solicitamos 200 millones de dólares a Nación para obras como el anillado del Sudoeste a El Impenetrable y otras obras complementarias en Villa Ángela y San Bernardo, conjuntamente con la zona Norte de Resistencia y el Centro de Distribución en la zona Sur", dijo. Por último, recalcó: "Hemos invertido mucho y la capacidad instalada del sistema es prueba de ello; seguiremos invirtiendo lo necesario para lograr una mayor estabilidad del sistema".