Martes, 28 Mayo, 2019 - 12:19

Una carta orgánica para Presidencia Roque Sáenz Peña

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Por: Gustavo A. Valdivia

Uno de los aspectos más relevantes para el régimen municipal introducidos por la reforma constitucional de 1994, lo da el artículo 185º, al otorgar la facultad de los Municipios de Primera Categoría, como el Presidencia Roque Sáenz Peña, de dictarse su propia Carta Orgánica Municipal, instrumento legal éste que reemplazará en el orden local a la Ley Provincial Orgánica de Municipios, la que en la actualidad lleva el Nº 4233. 
 
Esta Carta Orgánica, según el aludido artículo debe ser sancionada por "convenciones convocada por la autoridad ejecutiva local, en virtud de ordenanza aprobada por los dos tercios del Concejo”. 
 
Más adelante dice que esos convencionales deberán ser el doble de los integrantes del Concejo, es decir 18 convencionales en el caso de nuestra ciudad.
 
Consciente de la importancia que tiene para la ciudad tener su propia Carta Orgánica Municipal, el Concejo, en 1994 dictó una resolución estableciendo la necesidad de que se cuente en el Municipio con una Carta Orgánica y hasta encomendó a la Secretaría del Concejo, elaborar un Proyecto de Ordenanza que autorice la convocatoria a la Convención Municipal, cuyos representantes se proyectaban elegirlos en coincidencia con las elecciones que se realizaron en septiembre de 1995, pero ello no pudo luego concretarse esencialmente por la falta de preparación, antecedentes e información para elaborar una Carta Orgánica.
 
No obstante, ello, la Secretaría elaboró a principios de 1995 dos proyectos de Ordenanzas promoviendo la Convocatoria a una Convención Municipal, que permanecieron en los archivos del Cuerpo, lo que motivó que a fines de 1999 los concejales Oscar Mateo Raffin, Fernando De Césare y Eduardo Picek, lo actualizaran y concretaran la presentación de uno de ellos según consta en el Legajo 320/03 de la Secretaría del Cuerpo.
 
Este proyecto fue tratado por el Concejo cuyos integrantes finalizaron su mandato en diciembre de 2003, aprobándose por unanimidad un despacho conjunto de las tres comisiones que dice textualmente: “Analizadas las actuaciones de referencia, estas Comisiones dictaminan que las presentes (El Legajo 320/03) deben pasar al Ejecutivo Municipal, a efectos que el mismo, en el momento de la confección del respectivo Proyecto, se tome en cuenta lo promovido por los Ediles Raffin, De Cesare y Picek”.
 
O sea que el Cuerpo entendió que es el Ejecutivo Municipal el que debe promover la Convocatoria a Elecciones de Convencionales Municipales, pero solicita que se tenga en cuenta las pautas presentadas por los tres Concejales que presentaron la iniciativa, que, entre otras cosas, promovía la realización de las elecciones de Convencionales, en coincidencia con las elecciones de diputados provinciales y/o nacionales y que los futuros convencionales no percibirían dietas.
 
Sostenían aquellos Concejales, que realizar las elecciones de convencionales junto con diputados nacionales y provinciales, no solo evitaría un alto costo electoral para los contribuyentes locales, sino que en el ámbito saenzpeñense se debatiría en exclusividad los alcances de una futura Carta Orgánica, lo que no podría hacerse si los Convencionales Municipales fueren elegidos en una misma boleta coincidente con la elección de gobernador, intendente y concejales, como ocurrió en la ciudad de Resistencia, donde hasta el presente el común denominador de la población no tiene un cabal conocimiento de la Carta Orgánica capitalina.
 
Tarde o temprano Presidencia Roque Sáenz Peña debe darse su Carta Orgánica Municipal, por ello tomando como base la Constitución Provincial 1957-1994, la Carta Orgánica de la ciudad de Goya, la información obtenida en Córdoba, la Ley 1150 Orgánica de Municipios vigente hasta 1995, la actual Ley Orgánica Municipal Nº 4233 y aportando la experiencia obtenida en la Secretaría del Concejo desde 1983, es que he elaborado un esbozo de Carta Orgánica Municipal, que intenta básicamente, otorgar un humilde aporte que sirva de orientación y/o referencia a futuros convencionales municipales, de modo tal de que exista un punto de vista local sobre este importante tema.
 
Las experiencias recogidas entre 1995 y 1999 han permitido que este trabajo tienda fundamentalmente a acentuar la labor de contralor del Área Legislativa sobre la del Ejecutivo Municipal, sugiriendo la creación de la Controlaría Municipal, en similares términos a la existente en el Municipio de Goya (Corrientes), pero también se ha extraído de la anterior Ley Orgánica (Ley 1150), las pautas para el funcionamiento de Comisiones Vecinales. 
 
Asimismo, se amplía a estas organizaciones vecinales la posibilidad de presentar proyectos ante el Concejo en el Capítulo reservado para los derechos de participación vecinal. Se introducen expresamente derechos de la juventud y de la mujer y se contempla entre otras cosas la posibilidad de que el Concejo pueda sesionar en distintos barrios de la ciudad. 
 
Por otra parte, se contempla el funcionamiento de una Justicia Municipal de Faltas en forma totalmente independiente de las áreas Ejecutiva y Legislativa del Municipio.
Ese trabajo al que he denominado "esbozo de carta orgánica para la municipalidad de presidencia Roque Sáenz Peña” es básicamente una recopilación de otros similares ya existentes a lo que se agrega la experiencia personal recogida luego de 16 años de permanencia en el Concejo Municipal local, por eso el mismo solo conlleva el objetivo de brindar un humilde aporte a la labor de una futura Convención Municipal. Si el mismo es tenido en cuenta, por lo menos como un punto de referencia, el objetivo de que sea de utilidad habrá sido alcanzado.
 
Presidencia Roque Sáenz Peña, tiene 107 años de vida, y su población ya supera los 100.000 habitantes, hace 25 años que está vigente la Constitución sancionada en 1994, y por eso es justo e imprescindible, que su municipalidad cuente con su propia Carta Orgánica.
 
Gustavo A. Valdivia
DNI 7.900.150