Jueves, 29 Julio, 2021 - 21:06

Un campeón olímpico apuntó contra la nueva generación de atletas argentinos: “No están tan comprometidos, se distraen”

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Juan Curuchet está en la historia del olimpismo argentino porque en los Juegos de Beijing 2008 tocó el cielo con las manos: junto a su compañero Walter Pérez obtuvo la medalla de oro en su especialidad, ciclismo. Entre 2009 y 2017 también fue presidente de la Comisión de Atletas del Comité Olímpico Argentino (COA) desde 2009 hasta 2017 y hoy, ya desde la posición de observador, analiza la realidad de la delegación en Tokio.
 
“Creo que hace falta más compromiso de los deportistas con los sueños”, fue el primer concepto que dio en una nota con Télam. Para Curuchet, a la nueva camada de atletas le falta estar más metida en su disciplina y focalizar todos los esfuerzos en la competencia. “Veo que ahora tienen más cosas y se distraen. No se pueden distraer sino que tienen que estar mentalizados en lo que quieren”, lanzó.
 
Y agregó: “Los atletas quieren cosas pero no se comprometen con el sueño. Tienen el hambre de la gloria pero eso tiene que estar acompañado del compromiso y eso es algo que no veo como con nuestras generaciones. Hay una gran parte de la Argentina que ya no tiene una visión de trabajo. Lo mismo pasa en el deporte. Yo fui un indigente y sin embargo fui campeón olímpico”.
 
 Curuchet. Con Pérez en Beijing 2008
 
Para Curuchet no todo es cuestión de plata y aporte del Estado. También hay una parte clave que debe venir del lado del atleta: “Yo estaba comprometido con mi sueño y lo hice, sea como sea. Necesitamos de ese tipo de deportistas, que estén focalizados de esa manera y que los Estados y federaciones estén acompañando”. En estos Juegos de Tokio, Argentina se encuentra en el puesto 59 del medallero con una presea, la de bronce de Los Pumas 7s.
 
Ciclismo. En los Juegos Olímpicos de Tokio
 
El marplatense, ganador del premio Olimpia de Oro 2008, compitió en seis Juegos Olímpicos: Los Ángeles 1984, Seúl 1988, Atlanta 1996, Sydney 2000, Atenas 2004 y Beijing 2008, en el que ganó la presea de oro junto con Pérez. Además, logró 16 títulos argentinos; conquistó, también con Pérez, la medalla de oro en el Mundial de Melbourne, Australia, en 2004, y ganó las preseas de oro en la prueba americana de los Juegos de Winnipeg, Canadá, 1999; Santo Domingo 2003 y Río de Janeiro 2007, y la de plata en Indianápolis 1987 en persecución por equipos.
 
¿QUÉ PASA CON EL CICLISMO ARGENTINO?
 
En la misma nota también opinó sobre el presente del deporte que lo llevó a lo más alto. En esta edición de los Juegos apenas viajaron tres atletas para competir en las distintas pruebas de ciclismo. “Nosotros veníamos de décadas exitosas y después se formó un bache en el que tiene mucho que ver la problemática de la economía. Es un deporte muy caro. El desarrollo de nuestro deporte es carísimo: una bicicleta cuesta diez mil euros”.
 
“Si querés correr en Argentina necesitás una bicicleta de tres mil dólares. Y también dos o tres; tres pares de ruedas, vestimenta, zapatillas, alimentación... A los ciclistas argentinos se le está haciendo muy, muy difícil competir. Creo que estamos sin crecimiento. Deportistas que ganan medallas sudamericanas, panamericanas, alguna copa del mundo, Argentina lo va a tener. Se nos va a hacer difícil volver a los primeros puestos en campeonatos mundiales o Juegos Olímpicos, eso tardará un poco más”.
 
Fuente: 
TN