Martes, 25 Agosto, 2020 - 15:19

Spoljaric propone el proyecto "Último Adios" para personas en etapa terminal por COVID-19

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

La diputada provincial Liliana Spoljaric presentó un Proyecto de Ley que busca regular el acompañamiento seguro a las personas ingresadas al sistema público de salud afectadas por coronavirus y en los que la valoración clínica haga prever que se encuentran al final de la vida.

El protocolo es una herramienta de alivio, que fue pensada y diseñada para ofrecer una atención humanizada a las personas y familias que atraviesan esta situación.

"La pandemia ha provocado cambios en todas las esferas de nuestra vida, también en nuestra manera de morir y despedirnos de nuestros seres queridos al final de la vida" expresó Spoljaric. Agregando que es importante brindar el "Último Adios" porque todo familiar pasa por un proceso de dolor inexplicable cuando se pierde un ser querido.

La presente norma tiene como finalidad:

• Avanzar en la humanización la asistencia al final de la vida en el entorno hospitalario de personas afectadas con Covid-19.
• Garantizar la despedida al final de la vida de familiares o entornos afectivos de la persona ingresada.
• Contribuir al desarrollo de un duelo menos traumático y prevenir duelos patológicos.
• Contribuir al logro del control de la enfermedad COVID-19.

"Durante este proceso el familiar que acompañe al convaleciente, tendrá todos los elementos de protección para evitar el contagio y también tendrá apoyo psicológico  a través del programa de acompañamiento telefónico establecido a efecto, conforme lo defina la autoridad de aplicación" dijo la legisladora.

"El Protocolo de acompañamiento familiar al final de la vida en personas afectadas de Covid-19 es esencial para la humanización, entendiendo que nos encontramos en una situación difícil por las pautas y medidas que debemos respetar entre todos para evitar o disminuir la transmisión en la comunidad de Covid-19, el protocolo ayuda a que al menos un familiar pueda acompañar al ser querido que está grave o por fallecer y despedirse, representando en su visita el amor de toda la familia, porque lamentablemente no todos podrán despedirse”, concluyó Spoljaric.