Martes, 7 Enero, 2014 - 09:13

Salud
Recomiendan tomar medidas para evitar intoxicaciones por mal uso de grupos electrógenos

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Desde el Ministerio de Salud Pública recomiendan a los usuarios de grupos electrógenos prestar atención a una serie de medidas destinadas a prevenir intoxicaciones por monóxido de carbono. “Existen recomendaciones puntuales y simples como evitar que estos equipos estén funcionando en espacios cerrados”, afirmó el subsecretario de Salud, Carlos Franco.

Entre las medidas preventivas se destacan la importancia de ubicar los equipos en el exterior de edificios, comercios o casas; ventilar los ambientes cerrados; y acudir al centro de salud más cercano ante síntomas como dolor de cabeza, náuseas, vómitos y mareos.

Al respecto, el funcionario detalló que los grupos electrógenos utilizan combustibles como nafta o gasoil para funcionar, los cuales al quemarse generan monóxido de carbono, un gas venenoso producido por la mala combustión. “Es muy peligroso porque, como no tiene olor y no es irritante, la persona se intoxica sin darse cuenta”, aseveró.

Asimismo, Franco explicó que el monóxido de carbono acumulado en las habitaciones mal ventiladas puede causar una intoxicación ya que, una vez inhalado, se combina con la sangre y disminuye el nivel de oxígeno en la sangre y los tejidos.

De esta forma, para prevenir las intoxicaciones con monóxido de carbono generado por grupos electrógenos, el equipo debe estar siempre colocado en espacios exteriores y los ambientes deben mantenerse ventilados.

Según indicó el subsecretario, existen tres niveles de intoxicación, cada uno caracterizado por distintos síntomas:

● Intoxicación leve: provoca dolor de cabeza, náuseas, vómitos y mareos.

● Intoxicación moderada: ocasiona confusión, visión borrosa, falta de coordinación, falta de fuerzas, palpitaciones, irritabilidad y falta de tonicidad muscular.

● Intoxicación grave: produce pérdida de conciencia, coma, convulsiones, hipotensión, arritmias e infarto de miocardio.

Por eso, ante la presencia de cualquiera de estos síntomas de intoxicación, se recomienda ventilar la habitación abriendo puertas y ventanas, salir del ambiente y concurrir al centro de salud u hospital más cercano.