Martes, 21 Abril, 2020 - 16:52

Rechazaron la excarcelación de Ricardo Jaime pese al pedido del Gobierno Nacional

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Pocos días después de haber negado un pedido similar del abogado del ex secretario de Transporte, ahora el tribunal tampoco consideró la solicitud del secretario de Derechos Humanos. 
 
El intento del Gobierno, representado por la Secretaría de Derechos Humanos, para que la Justicia le concediera a Ricardo Jaime el arresto domiciliario, no prosperó. La Sala III de la Cámara de Casación rechazó otorgarle dicho beneficio al ex secretario de Transporte K, señalando que la decisión del Tribunal Oral Federal 2 (TOF 2) de negarle el arresto a su casa estuvo bien fundada, y que el pedido de la defensa avalado por el secretario Horacio Pietragalla "no tiene sustento alguno" en el plano jurídico, y criticó su pretendido rol en el caso. 
 
Este lunes, el fiscal ante la Casación Raúl Plee había manifestado su rechazo al pedido. Pietragalla requería el arresto domiciliario de Jaime en función de que integra el listado de los presos de riesgo ante el coronavirus, por su edad y enfermedades preexistentes. 
 
Para la Sala III del Máximo Tribunal penal, compuesta por los jueces, Juan Carlos Gemignani, Eduardo Riggi y Liliana Catucci aquellos no eran argumentos suficientes para conceder el beneficio del arresto domiciliario al ex funcionario kirchnerista, y avalaron al TOF 2 que en reiteradas oportunidades se opuso a que Jaime cumpla su condena en su domicilio. 
 
Los camaristas se centraron en analizar los planteos que formuló la Secretaría de Derechos Humanos que, entre otros aspectos defendió al ex funcionario criticando la prisión preventiva como instituto. "No debe olvidarse que Ricardo Jaime se encuentra cumpliendo una pena, es decir, que su condena está siendo ejecutada; y que, como dijimos, no se verifica en su caso ningún supuesto legal para acceder al beneficio de la prisión domiciliaria ni tampoco una situación excepcionalísima que permita apartarse de la ley expresa", manifestaron los jueces. 
 
Además, en la resolución a la que accedió Clarín, expresaron: "nos encontramos en la etapa de ejecución de la pena, y que por ende, todas aquellas objeciones que, sobre el instituto de la prisión preventiva ha formulado la Secretaría de Derechos Humanos, deben ser descartadas". 
 
Hubo más críticas al Gobierno por su actuación en el caso. La Secretaría de Derechos Humanos había planteando un "interés legítimo en que se le otorgue la prisión domiciliaria al señor Ricardo Raúl Jaime", pues "en caso de que persista su detención intramuros, el Estado argentino podría ser responsable internacionalmente por la violación de las obligaciones asumidas relativas a la libertad de las personas, a su integridad psicofísica, la salud y la prisión humanitaria de las personas privadas de su libertad".  
 
Los jueces Catucci, Gemignani y Riggi fueron explícitos al sostener que "no se alcanza a comprender cuáles son los derechos que se le estarían conculcando a Ricardo Jaime y que podrían acarrear responsabilidad internacional del Estado Argentino" y recordaron al Gobierno que el hecho de que Jaime deba cursar el encierro "propio de la ejecución de una pena privativa de la libertad, no implica que se le esté cercenando derecho alguno, sino el cumplimiento de una sentencia condenatoria realizadora del poder punitivo del estado". 
 
El ex funcionario fue condenado por administración fraudulenta y estrago culposo en la tragedia de Once, con confirmación de la Casación: "no puede soslayarse su participación en delitos cometidos en carácter de funcionario público y que han tenido, entre otros resultados, la muerte de más de medio centenar de personas". Además, afronta otras dos condenas por aceptación de dádivas y sustracción de pruebas. 
 
Ante el planteo del secretario de Derechos Humanos, la Casación recordó que Ricardo Jaime "se encuentra condenado por hechos relacionados con la corrupción de funcionarios públicos respecto de los cuales el Estado Argentino ha suscripto instrumentos internacionales para investigarlos, erradicarlos y combatirlos". 
 
En lo que a la salud del ex secretario de Transporte concierne, el juez Gemignani se refirió al primer punto de la defensa sobre el estado de salud del ex secretario de Transporte. Avaló las conclusiones de los peritajes clínicos, psicológicos y psiquiátricos realizados por el Cuerpo Médico Forense, que "descartaron de plano que posea una enfermedad que producto de su encierro le impida recuperarse o tratar adecuadamente." 
 
Una vez más, desechando los argumentos de la secretaría que conduce Horacio Pietragalla, el máximo tribunal penal indicó que respecto a un posible contagio de coronavirus "no alcanza a demostrar un supuesto de riesgo -en los términos de la emergencia sanitaria que no pueda ser atendido dentro de la competencia y obligaciones a cargo del Servicio Penitenciario Federal". 
 
Fuente: 
Clarín

Notas relacionadas