Miércoles, 14 Agosto, 2019 - 14:25

Qué pasó con los precios en las góndolas después de las PASO, según los consumidores

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Finalizaron las PASO, el dólar se disparó y las góndolas comienzan a mostrar otros precios en sus productos, la gente en la calle opinó al respecto.
 
Luego de las elecciones del domingo, el dólar alcanzó un pico histórico, llego a los $61 y, si bien retrocedió tras las subastas del Banco Central y una suba en la tasa de interés, quedando al cierre de la jornada del lunes, en $57,30, la volatilidad cambiaria continuó su curso y a la fecha el dólar sigue posicionado en su máximo histórico, hoy se vende a $61.
 
En ese sentido, el referente de la Cámara de Supermercados, Autoservicios y Afines de Chaco, Miguel Simons, confirmó a este medio que "los productos más sensibles al aumento del dólar, como la harina y el aceite, ya tuvieron sus incrementos”.
 
Explicó, además, que la variable más importante a la hora de hacer el recambio de precios en los supermercados es el stock, es decir, si tienen productos en stock “van a ir regulando el aumento” en cambio, si no tienen productos, “deben aplicar el incremento de forma directa”.
 
Simons estima que el porcentaje de aumento ronda el 20%, para aquellos productos que se rigen de forma directa con el dólar, pero que éste se verá reflejado en las góndolas de forma gradual y dependiendo el stock.
 
Con este panorama, Diario Chaco salió a la calle para saber cómo impactó en los consumidores el aumento del dólar, más precisamente, cómo afectó en su bolsillo a la hora de hacer las compras diarias en los supermercados. 
 
Norma, quien salía del Supermax aseguró que hace dos semanas compró a un precio “mucho más barato”, y que ahora está “muy caro”, y que en las farmacias también vio un recambio de precios. Consultada sobre los productos sobre los cuales tuvo mayor impacto, Norma contestó “en la leche, la yerba, la gaseosa y en la farmacia, en cremas y colinos”.
 
Liliana que también realizó sus compras en el Supermax dijo: “hay que buscar precios, en este supermercado no vi aumentos, pero en otros supermercados si vi en el azúcar y la yerba”.
 
Carlos y Cristina, una pareja que salía de comer del supermercado Zorzón señaló que “aumentó el kilo de comida”, que no fueron para el lado de las góndolas, pero que sí vieron “aumentos en un supermercado chino”.
 
Carlos, otro de los clientes de Zorzón fue un poco más extenso y consideró que “aumentó todo, fueron remarcados de forma inmediata, estamos esperando a ver qué va a pasar, dicen que van a congelar las tarifas, con el paquete de medidas de Macri, pero se olvidan de los jubilados”.
 
A la espera de que salgan los clientes del supermercado Batocchio, Norma nos contó que “todavía no veo que haya un aumento, y vengo todos los días”; Oscar, otro de los consumidores, salía del comercio junto a su esposa y coincidió con Norma en que “está bastante tranquilo todo, no se notan cambios todavía”.
 
Antonia, salía del supermercado Vea y afirmó que desde el domingo a la fecha “no hubo aumentos”. Sin embargo, un joven que también salía del Vea aseguró que vio “bastantes aumentos” y especificó “en la harina y el aceite”, lo que condice con lo mencionado por Simons respecto de los productos “más sensibles al dólar”.
 
Otra señora, aseguró que vio aumentos en las verduras y que lleva lo imprescindible, también confirmó lo mencionado por el joven, que el aceite aumentó “estaba $88 se fue a $90 y pico, otros $100”, dijo. Igual la harina, continuó, “también aumentó y el azúcar también se fue para arriba”. 
 
Lo dicho por el referente de la Cámara de Supermercados, Autoservicios y Afines de Chaco, Miguel Simons se reflejó en las opiniones de los consumidores, quienes vieron aumentos en algunos productos, no en todos, y precisamente en aquellos que tienen relación directa con el dólar, como lo es el aceite y la harina. 
 
Otros de los alimentos que responden a la volatilidad de la divisa estadounidense es la carne de cerdo y la de pollo, también ternera y novillo explicó Simons, ya que “se alimentan con 100% balanceado, al igual que el pollo, y el maíz se paga en dólares, así que le pega directamente”.
 
Simons aseguró que el aumento “se va a ir reflejando en las góndolas a medida que pasen los días”. Y agregó que “todos los supermercados están cambiando los precios a medida que vamos recibiendo listas de precios y teniendo en cuenta el stock, que juega muchísimo. Si tengo un gran stock puedo ir pausando el aumento”. 
 
Finalmente afirmó que “el precio se va a terminar viendo efectivamente en las góndolas a fines de septiembre. Nunca van directos, salvo que sea una devaluación pronunciada. Hasta ahora hablamos de un 25-27% de devaluación”.