Sábado, 4 Enero, 2014 - 17:56

Puerto Tirol celebró la primera noche del Festival del Taninero y la Fiesta del Chamamé

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

 

Con una gran convocatoria Puerto Tirol se vistió de gala para dar apertura a la primera noche del Festival Nacional del Taninero y la Tercera Fiesta Provincial del Chamamé. La presentación de destacados artistas como: Mario Boffil, Luis Salinas, Coqui Ortiz, Matereré Cuarteto y Alan Guillén hicieron vibrar el escenario.

 

En este marco, el jefe comunal de la localidad, Hugo Sager remarcó la importancia de que Puerto Tirol reciba el acompañamiento del Instituto de Turismo, porque aseguró que en esta oportunidad, el Chaco recibió a turistas provenientes de otros países como Brasil y Paraguay; de provincias como Formosa, el norte de Santa Fe, Misiones, Buenos Aires y Corrientes.  Sager manifestó que “el hecho de que nuestra localidad sea parte del corredor chamamecero es un paso importante, porque este será otro de los tantos motivos que tengan las personas para visitar suelo chaqueño y conocer nuestras costumbres, nuestra cultura e identidad”.

 

Así en una velada mágica, las personas que colmaron el Centro Cultural Municipal pudieron ver y disfrutar de distintos cantautores nacionales, regionales e internacionales. Los primeros en subir al escenario fueron los integrantes de la Escuela Municipal de Folklore quienes mostraron a través de danzas típicas una destreza y coreografía pocas veces vista.

 

Luego, con un ambiente festivo y con los presentes motivados por la música típica de la región, Coki Ortíz hizo vibrar a la multitud con sus canciones y su encanto, acompañado del grupo Matereré Cuarteto. Seguidamente, fue el turno de Luis Salinas quien demostró su talento una vez más haciendo temblar su guitarra en un gran despliegue que realizó en compañía de su bombista, haciendo poner de pie a cada uno de los presentes.

 

Los Sapucay no tardaron en llegar; Matías Galarza, hizo levantar la voz de todos los fanáticos del Chamamé, así como el histórico Bocha Sheridan, momentos que cedieron el paso al tan aclamado, Mario Boffil, recibido de pie por toda la multitud. El famoso artista, conmovió a jóvenes y adultos, con sus conocidas piezas musicales y el público no tardó en demostrar su alegría y danzaron cada una de sus canciones en cercanías al escenario. Por su parte, aquellos que se quedaron a apreciar el talento desde sus sillas corearon cada una de sus letras, mostrando en otras palabras, que Puerto Tirol vive el chamamé con pasión y entusiasmo.