Martes, 10 Diciembre, 2019 - 15:34

Peppo destacó que trabajó por los "intereses del Chaco" y que deja una gestión "con las cuentas equilibradas"

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Antes de dejar el cargo, el gobernador saliente Domingo Peppo afirmó que dejó la gestión "con las cuentas equilibradas y paz”, posición que será asumida hoy por el nuevo mandatario Jorge Capitanich.
 
En declaraciones radiales, Peppo aseguró que “no fue fácil administrar una provincia que, como todo el país, recibió el fuerte impacto de una de las peores crisis de los últimos 20 años del país”.
 
Agregó que "los casi 30 meses de recesión, alrededor de 300 por ciento de inflación, el de las tarifas que espiralizó en forma ascendente el costo de vida provocando más pobreza e indigencia; todo se agravó más con una devaluación de casi el 500 por ciento”.
 
Luego sostuvo que “a pesar de esas dificultades los integrantes de este gobierno pusimos todos nuestra voluntad y esfuerzo para defender los intereses del Chaco, a que en la república se respete el federalismo, la inclusión social, buscando equidad y justicia en la sociedad”.
 
Peppo señaló que “la relación con un gobierno nacional de distinto signo político al nuestro no fue bien entendida por algunos sectores, pero debió entenderse como algo que no se podía eludir”.
 
“Los problemas que debimos afrontar fueron muchos, en algunos pudimos salir adelante, superar situaciones y otras muy importantes que no pudimos terminar como el Segundo Acueducto y planes de viviendas que no están terminadas”, remarcó.
 
A esto sumó que “fue grande el esfuerzo que se impulsó en estos cuatro años para que el Estado provincial se constituya en la columna vertebral de la sociedad para atenuar el impacto de la crisis económica y social”.
 
“En el imaginario colectivo puede haber diversas interpretaciones de mi gestión, pero hemos trabajado mucho por y para todos los chaqueños sin discriminar a quienes pertenecían a otros espacios políticos distintos al gobierno provincial”, acotó.
 
Consideró que así “se trabajó mucho con los intendentes de ciudades grandes o de pueblos chicos, sin diferencias porque todos somos chaqueños que debemos hacer todo lo posible para que se tenga la misma oportunidad sin importar el lugar donde uno viva”.
 
En la nueva etapa que comienza con la asunción del presidente Alberto Fernández y de Cristina Fernández de Kirchner sostuvo “la convicción de que habrá una mejora de la situación económico nacional” y confió en que “comenzará una etapa política de apertura y diálogo”.
 
Por ello pronosticó que el nuevo gobierno nacional “es posible que muy rápidamente se empiece a construir, paso a paso, un país más federal, inclusivo y justo en el que Jorge Capitanich podrá tener más oportunidades para aprovechar para el bien de todos los chaqueños”.