Martes, 8 Octubre, 2019 - 17:02

Papp apuntó a redoblar esfuerzos en busca de la reelección: “En tiempos de crisis económica se logró hacer muchas obras"

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
El intendente de Villa Ángela, Adalberto Papp, hizo una suerte de resumen de su gestión de gobierno. Recordó cuando inició su gobierno en diciembre de 2015, con una caja en 0 y un municipio sin escobillones, ni maquinaria, que rápidamente pudo revertir comprando equipamiento pesado como nunca en la historia de la ciudad, para hacer obras por administración a mitad del costo del mercado.
 
Papp se mostró satisfecho por los logros alcanzados en el marco de una crisis económica abrumadora y manifestó su optimismo de cara al próximo período de gobierno, donde pretende seguir al frente del municipio de Villa Ángela, para profundizar y reforzar las políticas impulsadas por su primera gestión, que permitieron acomodar la caja municipal, cuidando los recursos públicos con mucha honestidad y transparencia, pero otorgando los aumentos más grandes en términos de porcentuales al empleado municipal en un contexto adverso. El intendente recordó que asumió el 10 de diciembre de 2015 y 10 días después, estaba programado abonar el aguinaldo, pero los fondos no existían. Es por ello que solicitaron un adelanto de 2 millones al gobierno provincial para afrontar los compromisos.
 
“La caja municipal no tenía recursos para nada, tenía deudas, no tenía maquinarias, ni herramientas de trabajo, no teníamos escobillones, ni palas. El personal no podía trabajar porque no tenía elementos. Ese fue uno de los principales problemas a afrontar, y también había una gran demanda social y de trabajo”, detalló.
 
“HICIEMOS MUCHAS OBRAS Y HAY UN PLAN DE INFRAESTRUCTURA PARA QUE VILLA ÁNGELA SIGA CRECIENDO”
 
Es por ello que “iniciamos inmediatamente una reforma administrativa, contable y de servicios para mejorar los recursos municipales, haciendo un protocolo de compra, que nos permita ahorrar. Fue un proceso que nos dio resultados inmediatos, cuando el concejo nos aprobó una compra histórica de maquinarias que adquirimos al 30% de lo que valen hoy. Gastamos un millón doscientos mil dólares, que significaron en ese momento 20 millones de pesos. Hoy esas máquinas valen 70 millones de pesos”, destacó. 
 
En ese sentido, Papp explicó que “a pesar de la complejidad de sostener a 2 mil personas que cobraban de los Programas de Ayuda Municipal, se decidió mantenerlos para asegurarles el pan en la mesa de esos vecinos que colaboran con la limpieza y mantenimiento de la ciudad. Además, se comenzó a trabajar con el plan de autoconstrucción municipal, con fondos propios. Viendo la demanda de viviendas y la falta de planes que respondan esta necesidad, ya sea desde nación o provincia, avanzamos en programa que nos permitió dar respuestas a 2000 familias, con reparaciones, ampliaciones, construcciones desde cero, de habitaciones y baños para mejorar la calidad de vida de los vecinos de escasos recursos. Esto significó la erradicación de la gran mayoría de los ranchos”, dijo el intendente.
 
“Si hicimos esto en tiempos de crisis, sabemos que vamos a hacer mucho más en el próximo gobierno, si el pueblo nos sigue acompañando como hasta ahora. Sobre todo, porque hay grandes expectativas de mejorar la situación en cuanto a política económica, que permita dar respuestas habitacionales por ejemplo a otra franja de la población, como lo es la clase media”, sostuvo el intendente Papp.
 
El ejecutivo municipal también se refirió a las obras ejecutadas en la ciudad por administración y en conjunto con la provincia y nación. “Se construyeron muchísimas cuadras de pavimento, que se inició en Irigoyen, donde también se hicieron desagües eficientes, una mano del Boulevard San Martín, y toda la manzana de la terminal  de ómnibus. Con fondos propios se pavimentó parte de Av. Del Trabajo, frente a la EEP N° 140, 6 cuadras del Parque del Centenario, Mathurin, España, Monteagudo, San Martín, las cuadras del barrio San Cayetano, entre otras tantas ejecutadas en conjunto con los vecinos que aportaron el material y el municipio la mano de obra. El gobierno provincial aportó los pavimentos de calles Pastor Fuertes, Soldado Fernández, entre otras”, señaló. 
 
Por último, Papp expresó que al estar ordenada la caja municipal “creo que en adelante las cosas serán más fáciles. Gobernar Villa Ángela no es sencillo, pero será más fácil porque se hicieron las previsiones y los recursos están. Por eso seguiremos haciendo más obras y beneficiando a los vecinos, con el mismo compromiso de siempre. La verdad es que no queremos que el municipio caiga en manos de personas con otros intereses que no son el beneficio de la comunidad” dijo y concluyó “creo que Argentina merece dirigentes a la altura de las circunstancias, que trabajen fuertemente con honestidad, transparencia y compromiso, para que los recursos públicos lleguen a los lugares que corresponden. Para tener una mejor salud, una mejor educación, para tener una ciudad resiliente, comprometida y unida por un mejor futuro para todos”.