Miércoles, 2 Octubre, 2013 - 21:46

Otra vez la política de los hechos consumados
Por Gabriel Profiti

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Lo más grave de esta nueva crisis rioplatense, por un conflicto que ya lleva una década, es que la pastera UPM (exBotnia) contamina. Así lo afirmó sin reparos el Gobierno argentino al hacer el anuncio de que volverá a denunciar a su vecino ante la Corte Internacional de La Haya.

Aquello por lo que la Asamblea Ciudadana Ambiental de Gualeguaychú se movilizó incansablemente y por el que mantuvo un antipático paso fronterizo cortado durante tres años era cierto.

 

La primera pregunta entonces es por qué el Gobierno argentino no difundió antes la supuesta contaminación del río si tenía los informes que así lo indicaban.

 

Según el informe presentado en la Casa Rosada, se detectaron en torno a la pastera altas temperaturas de las aguas, alto contenido de fósforo (36 veces más que el establecido), presencia de pesticidas, de cromo (400% más que el permitido) y de fenoles.

 

Las interpretaciones diferentes de esos informes ambientales en ambas márgenes de río eran un secreto a voces. Ahora ¿Cuánto hace que la Casa Rosada tiene esos registros negativos? ¿Qué pasó con el Comité Científico que debía controlar a la planta?

 

El silencio argentino posiblemente haya buscado preservar una relación bilateral que en los últimos años se sostuvo con alfileres por esta controversia y también por cortocircuitos comerciales. Da la impresión de que la difusión de este informe no permite vuelta atrás a una negociación.

 

Lo cierto es que Uruguay volvió a apelar a la política de hechos consumados con la que Tabaré Vázquez logró poner en funcionamiento al gigante que se levanta justo frente a la playas del balneario Ñandubaysal, en Gualeguaychú.

 

Esa política de avance sin permiso ya fue amonestada por el tribunal de La Haya, que sin embargo permitió que la firma de capitales fineses continuara funcionando.

 

Este conflicto vuelve al punto de partida con actores renovados. Primero fueron Néstor Kirchner, Tabaré Vázquez y la pastera Botnia. Ahora son Cristina Fernández, Mujica y UPM. Los únicos que mantienen su nombre son los integrantes de la Asamblea Ciudadana Ambiental de Gualeguaychú.

 

Eso sí, en Uruguay habrá elecciones presidenciales el año próximo y Vázquez es el favorito.

Fuente: 
Agencia NA