Viernes, 4 Septiembre, 2020 - 14:32

Niremperger ante la Comisión de Acuerdos: “No siento que haya sido puesta por favor”

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
La jueza Federal de Resistencia expuso ante la Comisión de Acuerdos del Senado en el marco del análisis de la Cámara Alta al traslado de unos 10 jueces federales, los que el oficialismo considera irregulares. Juan Manuel Iglesias también lo hizo.
 
La Comisión de Acuerdos del Senado se reunió hoy para tratar los pliegos de 10 jueces federales de los cuales el oficialismo objeta su traslado, entre los que están incluidos la jueza Federal N° 1 de Resistencia, Zunilda Niremperger, y el juez del Tribunal Oral de Resistencia Juan Manuel Iglesias.
 
Cabe marcar que la reunión de comisión, en la cual expusieron los magistrados que son apuntados por el bloque del Frente de Todos, se realizó sin la presencia de la oposición, ya que los senadores de Juntos por el Cambio reclamaron la “nulidad” de la misma.
 
En un largo texto, los senadores Luis Naidenoff, Humerto Schiavoni, Julio Cobos, Pamela Verasay, Oscar Castillo y Ernesto Martínez denunciaron que el proceso en marcha no cumple el “complejo control de constitucionalidad” y rechazaron la modalidad de teleconferencia.
 
“No se encuentra prevista en el reglamento” indicaron los legisladores que resaltaron que en caso de modificarse se requieren las dos terceras partes de los integrantes de la cámara. Por lo tanto “no es legítima, es improcedente e ilegalmente nula”, aseguraron.
 
 
En ese marco, la reunión avanzó igual y los jueces de la provincia expusieron ante los senadores presentes.
 
Zunilda Niremperger empezó su alocución afirmando que “soy una gran defensora de los procesos constitucionales, amo el ejercicio de la magistratura y soy respetuosa de las normas por sobre todas las cosas”. Además señaló que “mis padres me enseñaron a llegar por derecha a todos los lugares, aunque los caminos sean más largos”.
 
Luego remarcó que “cuando pedí el traslado estaba convencida de que las condiciones estaban dadas para ello”.
 
La jueza, que se hizo conocida nacionalmente por investigar la causa “carbón blanco” y que también lleva los expedientes de los casos de lavado de dinero por parte de funcionarios públicos, hizo un repaso de su carrera como magistrada y recordó que “fui designada por concurso para el Juzgado Federal de Sáenz Peña en el año 2005, entre 2005 y 2007 estuve subrogando en la Cámara Federal de Apelaciones. Desde el 2013 a fin del 2014 me tocó estar subrogando en los dos juzgados federales de Formosa”.
 
En el año 2015 dimos comienzo al segundo Juzgado Federal de Resistencia y es ahí cuando vengo como titular al Juzgado Federal N° 2 de Resistencia en agosto de 2015”, dijo y añadió que también en el 2015 “me hago cargo del este Juzgado N° 1 –desde donde estaba brindando la conferencia- por subrogancia. Pasaba más tiempo en este juzgado a la mañana que en el mío que era el Federal 2”.
 
Después de haber estado un año aproximadamente en el Federal 2 y siendo que el juez del Federal 1 presentó su renuncia es que yo solicite el traslado a este juzgado federal –el 1- porque a mi juicio cumplía con todos los requisitos”, afirmó la jueza.
 
Niremperger manifestó que “siempre estuve muy convencida de que fue un traslado absolutamente regular, legítimo, porque se cumplieron con los procesos que en ese momento se habían interpretado que debíamos nosotros pasar. Desde allí me estoy desenvolviendo en el Juzgado Federal N° 1”.
 
Fue en ese momento en el que dijo que “soy igual jueza por concurso, si tuviera que encargarme del Juzgado Federal 2 tampoco sería un problema”, pero hizo una especificación: “Quería aclarar que no siento que haya en ningún momento violado ningún tipo de ley ni tampoco que haya sido puesta por favor”.
 
Fue una interpretación posible que yo entendía que era legítima”, dijo.
 
LA PALABRA DE IGLESIAS
 
Juan Manuel Iglesias también expuso ante la Comisión de Acuerdos del senado, presidida por la senadora kirchnerista Anabell Fernández Sagasti. “Estoy acá para acatar el sistema y tratar de que esta situación se pueda ordenar de acuerdo a cómo se establezcan las normas”, comenzó Iglesias.
 
El juez del TOF de Resistencia contó que “el pedido de mi traslado en su oportunidad tuvo que ver con cuestiones meramente familiares y cuestiones que posteriormente se generaron a través del trabajo que inicié en el tribunal oral federal de resistencia vinculado a la necesidad de hacer un proyecto a largo plazo en un tribunal que al ingresar en el año 2016 estaba realmente con una sola juez a cargo, que también estaba a cargo de la Cámara, había dos vacante, actualmente está en la misma situación”.
 
Pero en ese momento lo que generó desde el punto de vista laboral fue la presencia de un juez y una exclusividad de 100% en todas las causas porque no tenía ningún antecedente que pueda generar alguna excusación de mi parte en la intervención de las causas”, afirmó.
 
 
Durante estos últimos años he intentado con gran esfuerzo mantener el Tribunal y llevarlo a un nivel que está actualmente en donde se pasaron de haber 50 o 40 sentencia se pasó a 130 o 140 sentencia. Se pudieron realizar durante estos cuatro años cinco juicios de lesa humanidad. He intervenido en el 99% de todos los procedimientos que hay debido a que tengo muy pocas causales de excusación y eso ha generado por lo menos llevar al tribunal a un nivel donde el atraso sea muy poco y poder básicamente avanzar”, dijo también Iglesias.
 

Notas relacionadas