Viernes, 14 Febrero, 2020 - 21:08

Más de 200 familias fueron evacuadas por las fuertes lluvias en el sudoeste

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Este viernes, gran parte de la provincia se vio azotada por un fuerte temporal que dejó a varias localidades bajo agua, causó destrozos y provocó el traslado de familias de sus respectivos hogares a zonas seguras.
 
Según información oficial, las zonas más afectadas fueron Gancedo, Pinedo, Charata, Hermoso Campo, Corzuela, Chorotis y Santa Sylvina, donde el gobierno asiste a más de 1.800 familias, de las cuales 200 fueron evacuadas, según el último informe del gobierno enviado esta noche.
 
La provincia comunicó que Gancedo fue la localidad que más sufrió las inclemencias climáticas, ya que el agua alcanzó los 340 milímetros entre las 5 y las 7 de la mañana.  Por ello, se están repartiendo alimentos, agua mineral, pañales, artículos de limpieza, zapatillas, entre otras provisiones.
 
Lo mismo sucede en ciudades, pueblos y parajes, de los cuales varios ya solicitaron asistencia económica para paliar las consecuencias del agua.
 
En tanto que el área de Defensa Civil lleva colchones, chapas, cobertores y bolsas de arena para contención. Mientras tanto el APA trabaja con bombas para desagotar los focos de mayor concentración de agua y la DVP aporta la maquinaria necesaria para las tareas de canalización y cuneteo. 
 
Según los informes presentados por la Secretaría de Municipios en relación a la situación de las localidades, se registraron 200 milímetros caídos en Charata; 205 milímetros en Pinedo; 340 milímetros en Gancedo, que fue la localidad más afectada; en Santa Sylvina se registraron cerca de 190 milímetros de agua; en Hermoso Campo, 200 milímetros, en Coronel Du Graty, 124 milímetros y en Chorotis, 143 milímetros. 
 
Todos estos municipios recibieron este milimetraje en un período de entre 4 y 7 horas, afectando del 50% al 100% de hogares. Solamente las localidades Gancedo, Pinedo, Charata, Santa Sylvina y Hermoso Campo solicitaron asistencia económica.
 
El gobernador Jorge Capitanich se reunió en Buenos Aires con el Ministro del Interior, Wado de Pedro, a quien  pidió "particularmente el giro de $30 millones para aplicar medidas que minimicen y contengan el impacto de los fenómenos meteorológicos".
 
“Pusimos en conocimiento de “Wado” de Pedro la catástrofe hídrica que tenemos en el sudoeste de la provincia y en virtud de ello solicitamos 30 millones de pesos. Se comprometió rápidamente a implementar la ayuda desde aportes del Tesoro Nacional”, ratificó el gobernador.
 
A su regreso, el gobernador encabezó el comité de emergencia con su gabinete ampliado y dio instrucciones para continuar con la asistencia que en las últimas horas, garantizó el gobierno provincial.
 
 

Notas relacionadas