Martes, 3 Septiembre, 2019 - 09:05

Más contradicciones en la reforma noventista de Capitanich
Por: María Teresa Celada (*)

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Lamentablemente, hace ya varios años nos estamos acostumbrando a sus promesas irreales, como los 100.000 puestos de trabajos de la campaña de 2007.
 
Por eso es esencial que, desde mi lugar, ya no como funcionaria pública sino como ciudadana, me proclame y manifieste que para la Reforma no es el momento, ya sea desde una cuestión política, económica o social. Capitanich a través de ella, propone la eliminación de un número importante de Diputados, lo que significa que para poder llegar a una banca se necesitará que más electores elijan a ese candidato.
 
En principio esto puede caer bien, pero si se realiza de esta manera eliminamos a la minoría, significa menor gasto público ya que son una cierta cantidad de sueldos menos a pagar, generando más dinero a recaudar por entes provinciales, pero en qué se utilizará sería una gran pregunta, ya que ni educación ni salud dependerían del Gobernador, sino de los Intendentes.
 
Si eliminamos a las minorías, dejamos fuera de juego a los partidos de menor peso y estructura, entonces éstos que representan a una porción mínima de la sociedad ya no tendrían ni voz, ni voto. Una pérdida para la democracia, estamos retrocediendo en vez de dar un paso hacia adelante, qué provincia nos depara si esto llega a suceder.
Tal vez, los jueces podrían armar su propio partido político, ya que la intención es que estos se vuelvan militantes, éstos que son la garantía primera de la defensa de los pueblos deberían salir a pedir votos para ser elegidos, con lo cual iríamos en contra de la función natural del poder judicial.
 
Me encuentro consternada ante esta situación, ya que durante estos casi cuatro años de gestión en mi primer cargo electivo trabajé arduamente para que las minorías sean reconocidas, como las niñas, niños y adolescentes, los adultos mayores, personas con discapacidades, emprendedores, entre otros.
Estamos pronto a tocar fondo si no le decimos basta a este señor. 
 
(*) Concejal por la UCR Resistencia.