Jueves, 5 Marzo, 2020 - 18:16

Una familia chaqueña lucha contra la leucemia de su hijo y pide ayuda: “Se nos hace imposible solventar los gastos”

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Cristian Roda tuvo que mudarse en mayo del año pasado de Quitilipi a vivir a Buenos Aires junto a su familia por la enfermedad de su hijo. Hoy, sin trabajo, y sólo con la Asignación Universal, está costeando los gastos médicos y de traslado, rogando por la solidaridad de la gente que le pueda extender una ayuda económica o, como mínimo, “una oración”, plantea.

“Esto nos cambió la vida por completo”, relató el papá de Lucas, un joven de 16 años que tiene un diagnóstico de Leucemia de Fenotipo o linaje mixto - que combina la leucemia linfoblastica aguda(LLA) y leucemia mieloide aguda(LMA)-

"Tuve que dejar todo, cobraba por semana por lo que hacía. Cuando vine mi patrón me dejó y de ahí ya no pude trabajar, intenté hacerlo en Buenos Aires pero lamentablemente aún no puedo hacerlo porque tenemos a la bebé y él –su hijo enfermo - se pasa mucho tiempo internado, trasladándose y no tengo tiempo libre para poder comprometerme a trabajar", comenta Cristian, recordando su oficio de carpintero.

La historia de Cristian, su hijo Lucas, y toda la familia que lo acompaña comenzó a cambiar hace poco menos de un año.

El 24 de abril, el joven fue trasladado a Resistencia sin ninguna precisión de la enfermedad pero con la premura de que debería darse un rápido tratamiento, “para que nos den un diagnóstico preciso”, indicó su padre.

“Fuimos a Resistencia, al Hospital Perrando, nos atendieron ahí y al otro día nos dieron el diagnóstico”, recuerda Cristian, con la resignación de un cambio que sería irreversible. “Al otro día nos trasladaron al Hospital Pediátrico, también en Resistencia, donde iba a empezar el tratamiento”, añade.

Lucas, que tenía 15 años en ese momento no catalogaba para ser tratado en el hospital, ya que la edad máxima es de 14. Sin embargo, el personal médico se dispuso a hacer una excepción en su caso y lo trataron durante dos semanas, hasta que le dieron el doble diagnóstico de leucemia y le informaron que no tendrían para hacerle todo el tratamiento.

“Nos dijeron que podían hacer una parte del tratamiento ahí y la otra parte deberíamos irnos a Buenos Aires”, cuenta Cristian, y dice que decidieron irse directamente a la capital luego de que el Hospital Garrahan los acepte.

El 10 de mayo llegaron a Buenos Aires y Lucas comenzó su tratamiento. Sin embargo, en ese momento comenzó una doble lucha.

Por un lado, Cristian debía atender la salud de su hijo, por otro, debía solucionar los gatos que le ocasionaban el desarraigo. “Tengo una bebé a la que hay que cuidar, y mi hijo pasa mucho tiempo internado, nos queda poco tiempo libre”, añade.

Toda la familia se trasladó para estar junto a Lucas. Hoy, su papá y su mamá se desdoblan para acompañar la salud de su hijo y la crianza de su hija de pocos años, a los que se suma la complicación económica.

Actualmente Lucas está en la quinta re-inducción, "le falta poco para entrar en mantenimiento que es una parte menos intensa”, confiesa, anhelando ese momento donde va a disponer un poco más de tiempo, “buscaré un trabajo. El tratamiento desde esa etapa sería con pastillas, no fuertes como el suero que le ponen ahora" aclara.

Sin embargo, para llegar a ese momento todavía falta, y hoy Cristian se ve en la necesidad de pedir ayuda para poder avanzar en el tratamiento de su hijo. ”Lucas no puede andar en transporte público. A veces lo tenemos que hacer porque un taxi o un Uber sale muchísimo más caro y nosotros solo contamos con la asignación universal y una pieza de un hotel que nos brinda la Casa del Chaco" reclama.

También acota que no sabe si seguirán cobrando la Asignación Universal por ser un beneficio para los estudiantes, y hoy su hijo no está yendo a la escuela. “Ojalá no nos corten hasta que termine el tratamiento por lo menos” dice esperanzado.

"Me veo obligado a pedir la solidaridad de todas las personas de buen corazón que nos quieran brindar su granito de arena para solventar gastos que se nos hacen imposibles” comenta, con tono de padre preocupado.

Para ayudar con el tratamiento de Lucas y los gastos familiares se puede generar un depósito en una cuenta del Banco Provincia de Buenos Aires, CBU: 0140000703100053923491, también mediante Pago Fácil o Mercado Pago al código: 0930184295, del DNI 28308509.

Para finalizar, Cristian indica que "al que quiera y pueda darnos una mano les agradecemos de todo corazón".

 

Pulsa aquí para comentar en Facebook