Lunes, 2 Marzo, 2020 - 14:31

La autopsia de la joven asesinada en Catamarca reveló que fue asfixiada y no estaba embarazada

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Brenda Micaela Gordillo, la joven de 25 años asesinada en Catamarca, falleció por “asfixia por sofocación” provocada por un “trapo en la boca”, informó el fiscal de la causa, Hugo Costilla, de acuerdo al diario El Esquiú de esa provincia, y no estaba embarazada. Fuentes cercanas a la investigación lo ratificaron a Infobae.

El crimen fue cometido supuestamente en un departamento ubicado sobre la calle Ayacucho, en la capital catamarqueña y sus restos fueron encontrados quemados y descuartizados a la vera de la Ruta Provincial N° 4 y en un contenedor de basura de la zona.

Después de deshacerse del cuerpo, el acusado, un joven de 19 años identificado como Naim Vera, le contó lo que había hecho a un amigo abogado y a sus padres, una pareja de reconocidos médicos en la ciudad, quienes lo llevaron hasta la sede de la Brigada de Investigaciones de la Policía local para que se entregara.

Según relató el propio Vera a las autoridades policiales, todo habría comenzado con una discusión por un presunto embarazo que transitaba la víctima. El joven aseguró que en un momento de la pelea la joven tuvo una grave caída por las escaleras que le provocó la muerte.

Sin embargo, los resultados preliminares de la autopsia, que se realizó en la madrugada de este lunes, darían por desestimada esa versiónLa autopsia reveló también que la joven no estaba embarazada y que las quemaduras que presentaba en gran parte de su cuerpo fueron producidas después de su muerte.

El joven explicó que decidió quemar el cadáver en la parrilla de la vivienda, pero al notar que las llamas no lo consumían, comenzó a descuartizarlo y separó los restos: colocó el torso y los miembros superiores en una caja y las extremidades inferiores en una bolsa o canasta.

Según informó El Ancasti, a las partes inferiores del cuerpo de la víctima las tiró en un contenedor de basura cercano al departamento y la caja que contenía las otras partes del cuerpo las trasladó en su camioneta Fiat Toro a un lugar más alejado.

A las 8:10, las cámaras de seguridad del Puesto Caminero Las Rejas registraron al acusado circulando en su vehículo por la ruta N° 4, a la altura del kilómetro 11, presuntamente en el viaje de regreso a su casa tras deshacerse de los restos de la víctima. En el medio del trayecto, el joven fue detenido por efectivos policiales que le solicitaron los papeles de la camioneta y controlaron sus documentos, pero al notar que estaba todo en regla lo dejaron continuar su camino.

Una vez que regresó al departamento, el joven contó a su familia y a un amigo abogado lo que había hecho y finalmente se entregó cerca del mediodía y quedó detenido.

Paralelamente, por disposición del fiscal Hugo Costilla, el personal de Criminalística y de la Unidad de Violencia de Género realizó una inspección en la casa en la que vive el joven, ubicada sobre la avenida Belgrano en la capital provincial, y secuestró ropa que podría servir para la causa. También se tomaron distintas muestras biológicas de la camioneta del joven que serán sometidas a pruebas en laboratorio para determinar si hay compatibilidad de ADN con la víctima.

La Federación Catamarqueña de Hockey, en tanto, publicó un breve comunicado exigiendo justicia por el femicidio de Brenda, que era jugadora en el Club Defensores del Norte de la provincia.

Fuente: 
Infobae

Notas relacionadas