Domingo, 2 Agosto, 2020 - 12:07

Automovilismo
Hamilton gana luego de un insólito final en el Gran Premio de Gran Bretaña de la Fórmula 1

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Lewis Hamilton marcó un final épico e inesperado, tras una carrera que no mostró más espectáculo que el desmedido y abrumador poderío de Mercedes y su piloto estrella que logró su triunfo 87 dentro de la F1, lo que lo posiciona a cuatro del récord de Michael Schumacher. Pero para el final deberán esperar a unas lineas más abajo. Primero pasemos a lo que fue el desarrollo de la carrera.

El inicio del Gran Premio de Gran Bretaña, en Silverstone tuvo una ausencia en la grilla: El alemán Nico Hulkenberg, que volvió a la categoría como sustituto del mexicano Sergio ¨Checo¨ Pérez y había clasificado 13°, no pudo ser de la partida por problemas con la unidad de potencia de su Racing Point.

Los Mercedes de Lewis Hamilton y Valtteri Bottas partieron desde la primera fila, como es de costumbre, y en los primeros metros de carrera Charles Leclerc (Ferrari) superó a Max Verstappen (Red Bull), aunque el holandés pudo retomar la tercera posición antes de ingresar en el segundo giro.

Una prematura interrupción de la carrera llegó luego de que Alex Albon (Red Bull) mandara a la leca al Haas de Kevin Magnussen, quien debió abandonar. Daniel Ricciardo (Renault) y Carlos Sainz (McLaren) realizaron un buen inicio avanzando ambos dos posiciones, el australiano de octavo a sexto y el español de séptimo a quinto.

Luego de cinco vueltas con bandera amarilla, en el relanzamiento Hamilton no tuvo inconvenientes para mantener el liderazgo; junto con su compañero establecieron una diferencia de más de cuatro segundos con respecto al Red Bull de Verstappen cuando se superaba la docena de vueltas.

El ruso Daniil Kvyat perdió el control de su Alpha Tauri en la zona de la “eses” y golpeó fuertemente contra las contenciones. Afortunadamente el piloto no sufrió lesiones, pero debió volver caminando.

La bandera verde volvió a ondear recién al cumplirse las primeras veinte vueltas y no hubo cambios en los puestos de vanguardia. La lucha más interesante se daba por el quinto puesto entre Sainz, Romain Grosjean (Haas) y Lando Norris (McLaren) alternándose las posiciones. Mientras tanto Hamilton se daba el lujo de concretar records de vuelta en cada giro, para liderar con mayor comodidad.

Pasado el meridiano de la competencia, la diferencia entre ambos Mercedes era cercana a los dos segundos, Verstappen los miraba de lejos a 7 y Leclerc aún más, a 13. Hamilton se encaminaba a fuerza de vueltas rápidas a un nuevo triunfo y a lo que sería un nuevo “Grand Chelem”, en una demostración del poderío de los bólidos negros. Como contracara Sebastian Vettel no podía colocar a su Ferrari entre los primeros diez lugares, muy lejos de su compañero y de lo que se espera del cuatro veces campeón del mundo.

En una carrera con pocas o nulas emociones y sin ningún cambio en las posiciones de podio de inicio a fin, las miradas y los lentes estuvieron principalmente puestos en las pequeñas disputas por los puestos entre el quinto y décimo con Sainz, Norris, Ricciardo, Ocon, Gasly y Stroll. Una nueva frustración tuvo Kimi Raikkonen con un abandono a poco para el final.

Pero la emoción llegaría en los tramos finales, cuando los neumáticos tomarían el protagonismo del show, con la rotura del izquierdo del Mercedes de Valtteri Bottas, que debió ingresar a boxes, perdiendo muchas posiciones, luego sucedió lo propio con el McLaren de Carlos Sainz.

Pero la foto sería nuevamente para Hamilton, quien rompió un neumático cuando faltaba menos de medio giro para llegar a la meta y recorrió la pista durante más de veinte segundos con la llanta sacando chispas contra el asfalto para cruzar de esa manera la bandera a cuadros en una imagen que quedará para la historia, a pesar de haber sido parte de una carrera con poco para destacar antes de que las gomas tomaran la batuta del espectáculo en Silverstone.

Max Verstappen fue segundo y se adueñó de la vuelta rápida de la carrera con 1m27.097s. Charles Leclerc se hizo cargo de alzar la bandera de Ferrari y se subió al tercer escalón del podio. Daniel Ricciardo y Lando Norris completaron los cinco primeros, mientras que Carlos Sainz, que estaba en la zona de puntos, terminó 13° tras la rotura del neumático.

 

COMENTÁ EN FACEBOOK; HACÉ CLICK ACÁ

Fuente: 
Campeones