Miércoles, 8 Julio, 2020 - 21:09

Gutiérrez: “El Gobierno Provincial interpreta las normas de forma muy particular y en caso de duda, castiga al que trabaja"

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
“La Contribución de Mejoras es un tributo que existe en la Provincia desde 1964. Eran otras épocas. La Dirección de Vialidad Provincial por aquéllos años carecía de fuentes de financiamiento, y la forma de obtenerlo era cobrarle un porcentaje de las obras realizadas a los beneficiarios directos de las mismas para, a su vez, financiar nuevas obras”, comenzó recordando Gutiérrez.
 
Agregó que, actualmente, Vialidad Provincial paga sus costos de estructura a través de transferencias mensuales que la Administración Pública Nacional realiza por la Coparticipación del Impuesto a los combustibles, algo que en 1964 no existía.  Además, las obras casi siempre son financiadas en un alto porcentaje (entre 80% y 100%) con préstamos blandos a través de organismos internacionales como BID, BIRF, CAF; la mayoría abonados por el Gobierno Nacional que se pagan a 15 años.
 
En este sentido el diputado Livio Gutiérrez informó “el Gobierno del Chaco estos días mete mano en una norma vieja que ya estaba caducada y en desuso por eso solicitamos se modifique la norma y no se pague lo construido por el Estado Nacional, u organismos multilaterales de crédito”.
 
Al mismo tiempo el legislador radical aseguró que “cuando uno revisa la participación que ha tenido la Contribución de Mejoras en el financiamiento de la DVP, los montos anuales recaudados en los últimos años son irrisorios, no representa ni un 0,01%. Durante años no la necesitaron, pero ahora la desempolvan para agobiar al sector productivo”.
 
Gutiérrez informó que las obras por las que están pretendiendo cobrar (cuatro tramos de la Ruta 9 y un tramo de la Ruta 3) tuvieron un costo aproximado total de $560 millones, “pero sólo un 30% de eso puede cobrarse a los beneficiarios de acuerdo a la propia Ley 102-K, es decir, solo $168 millones debería ser el total a recaudar. No cierra que un solo productor tenga que aportar millones, por todo lo expuesto es necesario que si llegaron a miles de productores las intimaciones el gobierno aclare los cálculos”.
 
“Los montos de boletas que están llegando a los productores hacen pensar que el Gobierno pretender trasladar a los productores el costo financiero de la obra, porque fueron préstamos en dólares que, con la abrupta devaluación de los últimos años, está pagando a 10 veces el valor nominal original. Son obras inauguradas entre 2011 y 2013, con un dólar entre $4 y $6. Sólo con esa lógica se justifican montos tan altos por productor”.
 
“El productor hoy tiene un mercado nacional e internacional mucho más desfavorable en cuanto a precios para sumar nuevos costos, ya que este Gobierno genero hace unos años un impuesto de ingresos brutos, que antes no pagaban, aumentaron retenciones nuevamente, y desde el Estado no brindan ni salud, ni infraestructura, ni conectividad, sin embargo, la presión fiscal a la producción la llevan hasta que reviente el sector”.  Agregando Gutiérrez “lo que tiene que haber es una mayor racionalidad por parte del Fisco, da miedo pensar lo que viene cuando armen lo mismo, para pagar las rutas que cobró Lázaro Báez, por eso queremos revisar la ley”.