Miércoles, 13 Agosto, 2014 - 09:24

Capitanich espera que la Iglesia trate "el impacto de los fondos buitre" además de la situación laboral

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, minimizó hoy expresiones del vocero del Episcopado, Jorge Oesterheld, sobre la situación laboral en el país, y además dijo que espera que los obispos traten "el impacto" en el país del conflicto con "los fondos buitre".

Capitanich dijo que el Gobierno nacional esperará la emisión de un documento por parte de la Conferencia Episcopal Argentina para emitir una opinión. "Esperaremos un tiempo de reflexión de los obispos para que la conferencia emita un documento.

La opinión de un vocero no es la síntesis de un documento", manifestó Capitanich en su habitual conferencia de prensa. Además, el funcionario dijo: "supongo que la Conferencia Episcopal tratará el impacto de (el conflicto judicial con) los fondos buitre".

Al mismo tiempo, consideró que este tema forma parte de la agenda "como las cuestiones económicas y las perspectivas laborales". Capitanich aseguró también que "si existen temas de de agenda pública", evaluó "en el caso de la seguridad pública, hay que observar que la Santa Iglesia Católica tiene una hoja de ruta", que es la que tiene el Papa Francisco.

Al respecto, se remitió a la "exhortación apostólica Evangelii Gaudium (La alegría del Evangelio)", escrita por Francisco, el 26 de noviembre de 2013 tras el cierre del Año de la Fe, donde el párrafo 59 "habla no a la equidad que genera violencia".

Capitanich, recordó que "en ese documento el mismo Papa dice que se reclama seguridad, pero hasta que no se revierta la exclusión y la inequidad, será imposible erradicar la violencia". Sobre las expresiones de Oesterheld, quien había indicado que "preocupa a los obispos la inestabilidad laboral" Capitanich indicó que "la generación de puestos de trabajo es un indicador favorable, aunque se advierten problemas en algunos sectores".

Acerca de los reclamos en materia de seguridad, Capitanich precisó que los Obispos y Arzobispos en sus diálogos con los gobernadores, teniendo en cuenta la ley 24.059, donde se establece que la seguridad es potestad de las provincias, "deben exponer los problemas asociados a la seguridad".

"Sobre la cuestión del empleo, esto forma parte de una agenda permanente del gobierno y de la gente", afirmó el funcionario. Tambíen consideró que la Iglesia "tiene un proceso de evaluación de los indicadores sociales", realizados por el observatorio de la Universidad Católica Argentina con los que el Gobeirno no coincide.

"No coincidimos ni aún con los indicadores favorables para el gobierno, porque tiene un coeficiente Gini aplicable de 0,27 en los países nórdicos", puntualizó.

En ese sentido, remarcó que "el primera trimestre de este año el desempleo arrojó 7.1 por ciento", tras indicar que la generación de puestos de trabajo equivalente a 6,3 millones es un indicador favorable, al subrayar que el gobierno "está dando todas las condiciones para la generación de empleo".

Asimismo, destacó que la presidenta Cristina Kirchner "ha focalizado su atención en estímulos para la preservación del empleo y la expansión del mismo", añadió, el funcionario.

Fuente: 
Noticias Argentinas

Notas relacionadas