Jueves, 3 Octubre, 2019 - 09:20

El premier británico presenta al Parlamento su nuevo plan del Brexit

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El primer ministro británico, Boris Johnson, presentó hoy su nuevo plan de Brexit en el Parlamento en busca de reunir el apoyo de una mayoría de diputados que garantice su aprobación, luego de que líderes europeos dieran una cauta recepción a su propuesta.

El premier dijo que los cambios que propuso a los arreglos para regular el comercio entre Irlanda del Norte e Irlanda tras el Brexit debería convencer a los diputados que rechazaron tres veces el acuerdo negociado con la UE por su antecesora, Theresa May.

"Hemos hecho un esfuerzo genuino para tender un puente sobre el abismo, para reconciliar lo aparentemente irreconciliable", dijo el conservador Johnson en la Cámara de los Comunes.

Sin embargo, el líder del opositor Partido Laborista, Jeremy Corbyn, calificó el plan de "poco realista y perjudicial", informó BBC.

La nueva propuesta enviada ayer por Johnson a la UE se centra en mantener abierta la frontera entre Irlanda del Norte, que es parte del Reino Unido, y la República de Irlanda, un Estado de la UE.

Para lograrlo, Johnson propuso que Irlanda del Norte se mantenga alineada con las regulaciones del mercado único europeo tras la salida del Reino Unido del bloque comunitario, pero solo en materia de libre circulación de mercancías y de forma temporal.

El Parlamento autónomo de Irlanda del Norte tendría derecho a vetar esos arreglos antes de que entraran en vigor y debería renovar su respaldo cada cuatro años, según los planes del Ejecutivo británico.

La Comisión Europea, el Ejecutivo de la UE, dijo ayer que la propuesta presentaba "puntos problemáticos".

El funcionario encargado del Brexit en el Parlamento Europeo, el eurodiputado Guy Verhofstadt, dijo que el plan no da a Irlanda garantías suficientes.

El gobierno de Johnson espera dar comienzo a un intenso periodo de negociaciones con la meta de alcanzar un acuerdo con la UE antes de una cumbre de líderes del bloque el 17 de octubre.

El primer ministro ha dicho que el Reino Unido abandonará la UE el 31 de octubre, con o sin un acuerdo con el bloque, pese a que economistas advierten que la falta de un pacto de divorcio provocará serios problemas económicos a ambas partes.

Sin embargo, el Parlamento británico ha aprobado una ley que exige al gobierno prorrogar Brexit en caso de que no haya acuerdo para el 31 de octubre.

La libre circulación de bienes y personas a través de esa frontera es considerada un pilar de los Acuerdos de Paz de Viernes Santo, que pusieron fin a décadas de violencia política en Irlanda del Norte entre pro británicos y republicanos que quieren incorporarse a Irlanda.

Pero los partidarios del Brexit se oponen a esta cláusula porque obligará al Reino Unido a cumplir con las normas comerciales de la UE para evitar los controles fronterizos y limitará su capacidad de alcanzar nuevos acuerdos comerciales con otras naciones del mundo.

Johnson dijo en la Cámara de los Comunes que su propuesta "representa un compromiso".

"Creo que es nuestra oportunidad y la oportunidad de la UE de alcanzar un acuerdo", señaló.

Pero Corbyn se mostró crítico.

"Las propuestas actuales perjudicarían toda la economía del Reino Unido, especialmente la economía de Irlanda del Norte, y socavarían los Acuerdos de Viernes Santo".

Los británicos aprobaron el Brexit por estrecho margen en un referendo en 2016, pero la sociedad y los políticos aún siguen muy divididos sobre cómo salir de la UE.

Fuente: 
Télam