Sábado, 4 Julio, 2020 - 17:54

El municipio continúa con los trabajos ambientales e intensifican controles para evitar minibasurales a cielo abierto

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

La Municipalidad de Resistencia, en el marco del programa Resistencia + Limpia, desplegó un operativo de saneamiento ambiental en la calle Perón a la altura 2100. Debido a los constantes pedidos de los vecinos, se harán más controles estrictos con el fin de multar a las personas que arrojen basura en este sector.

El WhatsApp de la Subsecretaría de Emergencia, Defensa Civil y Red Social para efectuar denuncias ambientales es 362 - 5162913. El mensaje debe ir acompañado con una foto o un video, la ubicación y la identificación de los vehículos.

El secretario de Servicios, Claudio Westtein; el subsecretario de Servicios, Luis Alonso; el subsecretario de Higiene Urbana, Daniel Castillo; el subsecretario de Control y Fiscalización, Gustavo Amann; y el subsecretario de Emergencia, Defensa Civil y Red Social, Miguel Rolón, fueron las autoridades municipales que monitorearon las acciones de limpieza llevadas a cabo.

Westtein señaló que “esta área de la Ciudad, que es una zona que no está habilitada para arrojar basura, es un punto crítico porque constantemente se realizan saneamientos debido a la generación cotidiana de minibasurales lo que conlleva el potencial contagio de muchas enfermedades y afecta a la gente que vive alrededor”.

En una misma línea, remarcó que “todos los planes ambientales que se están desarrollando incluyen el mejoramiento de la infraestructura para atender todas las demandas, desde la erradicación de minibasurales como también la implementación de un sistema de bacheos, el arreglo de conductos de desagües y el desmalezamiento de algunas zonas”.

Por su parte, Amann destacó que “junto a la Dirección General de Inspecciones se trabajará articuladamente para atender las continuas denuncias de los vecinos de esta parte de la Ciudad vinculadas al depósito ilícito del residuo solido urbano”, y añadió que “se endurecerán más los controles, se multará a las personas que arrojen basura y se coordinará acciones con la Guardia Urbana y con los inspectores de sanidad ambiental, que estarán presentes de forma permanente y continua durante la mañana, tarde y gran parte de la noche”.

El subsecretario Alonso sostuvo que “este basural a cielo abierto se lo ha eliminado entre tres y cuatro veces cada 15 días, y está íntimamente vinculado a la cultura de determinados comercios que hay en la zona”, y agregó que “este tipo de conflictos lo único que hace es generar más focos insalubres que perjudican a la calidad de vida de los vecinos”.

Asimismo, puntualizó que “se ha maximizado todo lo relacionado con el presupuesto hacia el servicio, pero se están poniendo recursos en este tipo de intervenciones cuando las necesidades esenciales de Resistencia son muchas, por eso se apela a la sensibilidad y al respeto a la vida en comunidad, sobretodo en estos momentos que estamos viviendo una situación sanitaria delicada”.

Castillo, por su parte, detalló que “se va a desarrollar una tarea integral con todos los negocios que existen alrededor para ejercer un control más estricto mediante la articulación de un plan de evacuación de residuos, con el fin de aplicar la multa correspondiente a la persona que arrojan residuos en este sector”.

Finalmente, Miguel Rolón explicó que “producto del flujo y de la abundante actividad comercial del mercado central, esta área es proclive al arrojo indiscriminado de basura en lugares indebidos” y subrayó que “una vez que inspecciones generales identifica al infractor, esto pasa a manos del juzgado de faltas correspondiente que lleva adelante la infracción y la posterior multa”.