Martes, 12 Mayo, 2020 - 14:39

El Hot Sale se realizará el 6, 7 y 8 de julio: el comercio electrónico avanzó en dos meses lo que le hubiera llevado dos años

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
El comercio electrónico avanzó en los últimos dos meses lo que, en situaciones normales y sin aislamiento social, le hubiera llevado dos años. Dicha afirmación fue realizada por el titular de la Cámara Argentina de Comercio Electrónico (Cace), Alberto Calvo, en una entrevista para Télam. Además, consideró que este año el sector reflejará una proporción de dos dígitos en el comercio total, debido a la digitalización forzada por la situación de cuarentena.
 
En suma, señaló que, así como hay empresas que se preparan para un consumidor con descuentos en su salario, también es esperable que el aislamiento genere la necesidad de "darse un gusto". Por lo tanto, recordó que el evento de descuentos especiales para comercio electrónico de mayo, Hot Sale, se realizará el 6, 7 y 8 de julio.
 
“El comercio electrónico viene creciendo a pasos acelerados, pero en tres o cuatro semanas avanzó lo que no hubiera podido hacer en un par de años. El aislamiento hizo despertar la demanda de una manera forzosa y eso acelera todos los procesos. Hay que adaptarse mucho a eso desde el lado de la oferta”, indicó Calvo, y agregó: “Es un momento bisagra. Sabíamos que el mercado era grande, pero es mucho más grande”.
 
A su vez, explicó que hubo una primera etapa en la que explotó todo lo que es supermercado, farmacia y muchísimas búsquedas de artículos de primera necesidad para "estoquearse". Los volúmenes crecieron mucho, pero eso se dio las primeras semanas.
 
En una segunda etapa, habilitaron la venta de electrodomésticos, con heladeras, lavarropas, planchas y otros electrónicos, que pasaron a ser ítems de primera necesidad porque hacen a la vida en la casa.
 
En una tercera etapa, se liberó la operatoria para todo, pero eso tiene apenas dos semanas. Y la cuarta etapa será cuando tenga movimiento la indumentaria y el calzado, que hasta ahora no habían tenido repercusión.
 
Los números fueron contundentes: supermercados creció 300% sobre lo que vendía antes del aislamiento; farmacia un 60%; computación creció 50%, porque la gente buscó infraestructura para trabajar desde la casa. En cambio indumentaria y calzado no creció; y viajes, claramente en baja.
 
“El Hot Sale es una fecha muy importante y está instalada. La gente y las empresas lo están esperando. Por un tema de sensibilidad lo postergamos para el 6, 7 y 8 de julio, porque creemos que para esa altura vamos a tener una actividad más manejada, con una curva de contagio, esperamos, en su etapa descendente”, agregó Calvo.
 
Por otro lado, explicó que lo que estamos viviendo es un proceso de transformación. “La oferta, las empresas, incluso las sofisticadas, tuvieron que adaptar recursos y procesos para responder a grandes volúmenes, y para hacer frente a una demanda de servicios más eficientes. Muchos otros rubros empezaron a sumarse por esta circunstancia, actualizaron sus páginas, revisaron sus estrategias, hicieron inversiones”, indicó.
 
El titular de la Cámara agregó que una de las cosas que estén haciendo para ayudar son cursos de capacitación en línea, vía web, y que “explotó” por la cantidad de gente que participó para ver cómo vender en línea y como usar un market place, herramientas básicas que cualquier pyme o retailer con uno o dos locales puede darle uso, sin grandes inversiones.
 
En relación a la logística, Calvo detalló que fue todo un desafío. “En las primeras semanas, en los supermercados, las demoras y los tiempos de entrega fueron muy largos, porque nadie esperaba un crecimiento del 300%. Se fueron acomodando, y aún hoy estamos en etapa de ajuste”, mencionó, y advirtió que ninguna empresa de logística está trabajando con su dotación completa: “Están con un 70% de su personal, aún con las contrataciones de personal, porque tienen empleados que están dentro de los grupos de riesgo.
 
Sobre los medios de pago, relató que respondieron muy bien al incremento de la demanda. “En general, estuvieron a la altura. De hecho hay billeteras digitales que no eran players muy importantes y empezaron a jugar un rol más protagónico. Hay mucho trabajo de fintech, esto también va a impactar en el mundo retail hacia adelante. Tal vez no haya que tocar billetes ni tarjetas de crédito en unos pocos meses”, sostuvo.
 
Para finalizar, explicó que a futuro lo que vamos a ver es una transformación con una complementación mucho más fuerte entre el físico y el digital. “Uno va a poder comprar en línea pero retirar en el físico, o comprar en el stock digital productos que no tengan en ese momento en un stock físico. Este tipo de transformaciones es parte del proceso que estábamos esperando. Se va a dar antes de lo que teníamos pensado”, concluyó.
 
Fuente: 
Ámbito