Jueves, 19 Marzo, 2020 - 15:34

El FMI no descarta que Latinoamérica entre en recesión a causa del coronavirus

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El Fondo Monetario Internacional (FMI) no descarta que Latinoamérica entre este año en recesión por la crisis generada por el coronavirus, que afectará especialmente a los sectores de servicios, petrolero y transporte, en una situación de bajos precios de las materias primas.

En un artículo publicado hoy en el blog del organismo, el director del FMI para la región, Alejandro Werner, advirtió sobre los efectos financieros globales del virus, como un aumento de los costos del endeudamiento, que “expondrá vulnerabilidades financieras que se han acumulado durante años de bajas tasas de interés”.

“La recuperación que esperábamos hace unos meses no se producirá y no se descarta un escenario de crecimiento negativo en 2020” para Latinoamérica, aseguró Werner.

Las medidas de contención del virus que están adoptando los gobiernos de la zona, junto con la desaceleración económica mundial y la interrupción en las cadenas de suministro, la caída de los precios de los productos básicos, la contracción del turismo y el fuerte endurecimiento de las condiciones financieras globales, "están paralizando la actividad en muchos países latinoamericanos, dañando gravemente las perspectivas económicas de la región”, señaló el responsable del FMI para la región.

Respecto a la fuerte caída del precio del petróleo producido por el avance de la pandemia, dijo que se espera que beneficie a los países importadores de crudo de la región, pero en las naciones que dependen en gran medida de las exportaciones petroleras “se amortiguará la inversión y la actividad económica”.

Entre los sectores que el FMI prevé más golpeados por la enfermedad están el de servicios, en general, con el turismo y la hostelería, así como el de transportes, y el envío de remesas familiares.

Además, la necesidad de apoyar los servicios de salud pública, así como a los hogares y sectores más afectados por la pandemia, generará una “presión fiscal significativa”, según las características específicas de cada país.

Para Werner, los países de Sudamérica, en general, enfrentarán “menores ingresos por exportaciones, tanto por la caída de los precios de las materias primas como por la reducción de los volúmenes de exportación, especialmente a socios comerciales importantes como China, Europa y Estados Unidos”.

Asimismo, el endurecimiento de las condiciones financieras se espera que afecte más negativamente a “las economías más grandes y financieramente integradas” y a aquellas “con vulnerabilidades subyacentes”, especialmente en “los sectores de servicios y manufacturero durante al menos el próximo trimestre, con un rebote una vez que la epidemia esté contenida”.

Fuente: 
Télam