Miércoles, 13 Agosto, 2014 - 10:32

El conflicto taninero está en vías de resolución: la empresa ofreció un 30% de aumento y la reincorporación de los despedidos

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

Se realizó la conciliación obligatoria entre los trabajadores organizados de las plantas tanineras y la patronal de INDUNOR, en la sede chaqueña del Ministerio de Trabajo de la Nación. Como resultado del primer encuentro, los representantes de la empresas ofrecieron a los obreros un incremento salarial de un 30 % y la restitución en sus puestos de trabajo de 16 trabajadores que habían sido despedidos, tras en comienzo de las medidas de fuerza.

Este miércoles, en tanto, se firmaría el acuerdo alcanzado el día de ayer y con eso quedaría resulto el conflicto que lleva dos meses y que incluyó la paralización de la planta y el bloque de la fábrica, por parte de los empleados.

Charo Alcire, del Mocimiento Clasista y Combativo, uno de los que acompaña la protesta de los tanineros expresó que “esta industria es de las más contaminantes y debe ser encuadrada como tarea insalubre. Los compañeros reclamaban el 30% de aumento a una patronal que produce para la exportación en mercados europeos y cobra en euros mientras paga salarios en pesos. A esta actividad concurrimos la Coordinadora en defensa del Frente de Izquierda (MCC y Mov. 20 de Diciembre), PO, una delegación de SITECH Federación y una delegación de la CTA”.

“Gracias al piquete y dos meses de lucha de los trabajadores, se conquistó la reincorporación de 16 despedidos y el cese de las suspensiones a 30 compañeros junto con un aumento del 30% y otro 7% que se esta discutiendo como aumento por el trabajo los días feriados. Un gran triunfo de la lucha piquetera de la clase obrera”, aseguró.

Por su parte, José Porretti, dirigente del Movimiento 20 de Diciembre, agregó: “El principal objetivo de la empresa es y sigue siendo doblegar la organización de los trabajadores que en los últimos 6 años han librado enormes luchas con estruendosas victorias. Luego de ser derrotados en una larga huelga por aumento salariales (los compañeros cobraban $1900 pesos) porque la patronal cumplía con los pedidos que no podía sacar de la planta de Tirol con la planta de La Verde/La Escondida y de esa manera pudo ahogar la lucha de los compañeros, los luchadores sacamos una conclusión: para ganar había que coordinar las acciones entre las plantas de Tirol, La Verde/La Escondida y Formosa.

“Es así que por medio de la huelga general taninera de ese periodo se le torció el brazo a la patronal y se conquistó un aumento salarial que llevo el básico a unos casi $4000 o sea un salto enorme del 100% y que no tenía antecedentes en ese momento”.