Martes, 17 Diciembre, 2019 - 22:13

Diputados se encontrarán en una extraordinaria en lo que se anticipa como una controvertida sesión

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Este miércoles a las 10 de la mañana se realizará la sesión extraordinaria para tratar el paquete de leyes enviado por Capitanich, con la emergencia económica y la ley de Ministerios como foco.
 
Además, el temario también abarcará los siguientes puntos: proyectos Nº 4911/19 que propicia la sanción de la Ley de Ministerios; 3963/19 Proyecto de ley de Presupuesto correspondiente al Ejercicio Fiscal 2020; 4912/19 que propicia la creación y convocatoria al Congreso Pedagógico Provincial “La Educación del Siglo XXI”; 4898/19 por el cual se propone la prorroga hasta el 31 de diciembre de 2020 la declaración de Emergencia Económica y Financiera de la provincia.
 
Luego se abordará el proyecto 4917/19 que declara el estado de emergencia económica, financiera, sanitaria, alimentaria y social en todo el Chaco y el 3972/19 por el cual se propicia la condonación de las deudas a productores agropecuarios instrumentadas en convenios anteriores al 32 de agosto de 2019 con el Poder Ejecutivo en forma directa o a través de fideicomisos públicos.
 
Justamente el proyecto de emergencia económica, financiera, sanitaria, alimentaria y social es el que más polémica generó, sobre todo en dos puntos: el primero, en lo que respecta a facultades del Ejecutivo para disponer sobre contratos del sector público, ya sea revocación o rescisión o trasladar el personal el sector privado; y el segundo, en materia de deuda y toma de crédito.
 
Sobre el primer punto, la idea del Gobierno es disponer la rescisión, revocación y/o resolución de los contratos celebrados con anterioridad al 10 de diciembre de 2019.
 
En ese sentido, también quieren avanzar en un censo de personal para evaluar la situación de cada empleado en cada organismo del estado provincial.
 
Finalmente, se establece el congelamiento de vacantes por un plazo de 10 años pudiendo establecer un sistema de reclutamiento interno para la cobertura de cargos en organismos que lo requiera. Por ello, quedaría “prohibida la contratación de personal cualquiera fuera la modalidad y el objeto de la misma”.
 
Por su parte, respecto a las obligaciones crediticias del estado, el proyecto propone una consolidación de deudas que podrán cancelarse mediante la suscripción de bonos provinciales a 10 años como plazo máximo.
 
La consolidación de las deudas podrá ser de hasta $ 5.000.000.000. A ese bono, se suma la autorización al Ejecutivo de tomar crédito público por un monto que no podrá exceder el 10% del presupuesto anual.
 
¿El objetivo? “Garantizar adecuadas condiciones de gobernabilidad, mantenimiento de la paz social y el desarrollo económico, social y productivo de la Provincia”, según está plasmado en el proyecto.
 
Pero esto no será fácil de tratar ni de aprobar. En la mañana de este martes diputados de la UCR brindaron una conferencia de prensa donde criticaron integralmente el proyecto.
 
“Gobiernan hace 12 años, van a gobernar cuatro años más y nos plantean una emergencia económica y de todos los sentidos de la Provincia, siendo los únicos responsables Capitanich y Peppo de este desastre económico”, disparó el presidente del partido y diputado provincial Livio Gutiérrez.
 
“Hay dos líneas de crédito: uno que es para la deuda flotante de $5.000.000.000 y otro de más de $12.000.000.000 que tiene que ver con la cuestión de endeudar hasta un 10% nuestro presupuesto anual”, analizó y aseguró que “esta ley pretende responsabilizar al sector privado de la ineficacia del sector público”.
 
Respecto a los empleados público, señaló que “han duplicado la planta de empleados públicos en la provincia en los últimos 12 años, la coparticipación aumento un 88%, el gasto público aumentó un 106%, todo a valores nominales en dólares”.
 
Por su parte, Carim Peche, presidente del Bloque UCR, ratificó que no van a “habilitar el tratamiento porque necesitan 2/3 para tratar una ley de endeudamiento. Hay por un lado un pedido de crédito de $20.000.000.000 para endeudar la provincia y por otro lado $5.000.000 de bono para pagar a los proveedores”.
 
“Esta ley viene a decir que la provincia está quebrada. Pareciera ser que comienza un nuevo gobierno, que nada tiene que ver los 12 años anteriores que gobernó el mismo signo político. Este proyecto de ley de emergencia dice que la salud está mal, que la educación está mal, que las finanzas y la seguridad están mal, algo que nosotros venimos diciendo hasta el cansancio hace muchísimos años”, criticó.
 
Además resta conocer la posición de los cuatro diputados del Frente Chaqueño que pertenecen al “gustavismo”, quienes aún no se manifestaron públicamente al respecto.
 
El jefe de bloque del Frente Chaqueño, Juan Manuel Pedrini, pidió “terminar las divisiones y los ataques para aprobar la Ley de Emergencia”, a la vez que apuntó contra las críticas del radicalismo: “No tienen sentido las acusaciones de la UCR, ya que a ocho días de asumir un nuevo gobierno no es razonable este ataque”
 
“Tenemos que salir con acuerdos y con consenso. Esta división lo único que hace es perjudicar al pueblo del Chaco”, destacó.
 
Así está el panorama de lo que se pronostica como una sesión más que polémica.

Notas relacionadas