Sábado, 18 Abril, 2020 - 12:27

Diputadas CER piden protección para niños, niñas y adolescentes víctimas de violencia

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
En el marco de la cuarentena que vive la provincia por la propagación del coronavirus, las legisladoras Elida Cuesta, María Elena Vargas y Andrea Charole presentaron el Proyecto de Resolución Nº 587/20 con el cual piden que el Ejecutivo provincial arbitre de forma urgente medidas para la protección de niños, niñas y adolescentes víctimas de violencia.
 
La iniciativa propuesta por las diputadas solicita que el gobierno de la provincia, a través de la Subsecretaría de Niñez, Adolescencia y Familia, dependiente del Ministerio de Desarrollo Social, promueva medidas urgentes de protección integral como protocolos de actuación, fortalecimiento de equipos administrativos, técnicos y logísticos. Como así también la articulación con otras áreas del Poder Ejecutivo y el Judicial con el fin de erradicar situaciones de violencia intrafamiliar que afecten a este grupo etario.
 
En este sentido, Cuesta aseguró que el aislamiento social preventivo y obligatorio aumenta los riesgos de violencia. “Lamentablemente la violencia social no merma, sobre todo en los hogares, y es nuestra obligación como Estado brindar protección a los niños, niñas y adolescentes que sufren este flagelo. Esta pandemia nos hizo valorar la vida, por eso no debemos desamparar a ningún chaqueño”, manifestó.
 
Vargas, por su parte, remarcó que, si bien existe un instrumento legal para actuar en casos de violencia de género en la provincia, a través del Decreto N° 449/20, no existe un protocolo de asistencia a la víctima para este sector social. “Los niños, niñas y adolescentes requieren protección y cuidados especiales por su dependencia biológica, psicológica y social. Con el aislamiento, las situaciones de violencia intrafamiliar pueden aumentar, por lo que debemos activar un protocolo de forma urgente”, sentenció la legisladora.
 
En tanto Charole también valoró la iniciativa asegurando que “en estos momentos delicados que vive la sociedad, no debemos olvidar que los más desprotegidos, como ser nuestros niños y adolescentes, necesitan la mano protectora del Estado para cuando la familia no puede lidiar con ciertos problemas, como los provocados por el propio aislamiento”.