Martes, 4 Junio, 2019 - 10:17

De cara a la recuperación del poder adquisitivo docente
Por Rosa Myriam Petrovich (*)

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El agudo conflicto docente destrabado coyunturalmente, en el marco de las propuestas tomadas por la mayoría de la docencia de la provincia a través del Frente Gremial del sector, con la fijación de un piso que cubriera la inflación perfilada para el año en curso, con cláusula gatillo –reivindicación histórica lograda- que asegura a los docentes chaqueños activos y pasivos dejar de perder frente a la inflación, más una compensación por el poder adquisitivo perdido en los dos últimos años sin  ir más lejos –punto éste para el que la Comisión de Política Salarial y Condiciones de Trabajo debe expedirse en el presente mes de junio- (punto tercero de las medidas tomadas), la ATECH expresa lo siguiente:

Entre diciembre de 2015 y diciembre de 2018 el informe del I.E.R.A.L. (Instituto de Estudios sobre la Realidad Argentina y latinoamericana) dado a conocer en diario Norte de fecha 18/12/18 pág. 6 locales detalla que las transferencias por recursos tributarios nacionales remitidos automáticamente a las provincias (coparticipación) crecieron un 19 % en promedio, y en términos reales (o sea le ganaron a la inflación) en tanto que en particular a la provincia del Chaco las mismas crecieron un 9 % en términos reales, en el período indicado, mientras que la recaudación tributaria propia se mantuvo constante o neutra con respecto a la inflación, en la provincia del Chaco el 84,2 % de los recursos son de origen nacional y el 15,8 % propios.

Si cotejamos estos datos de ingresos de la Provincia con el salario docente, podemos indicar que los trabajadores perdimos más del 50 % en términos reales en el mismo período (2015-2018) siendo en consecuencia la variable de ajuste que el Gobierno provincial tozudamente ha venido manteniendo e incluso acrecentando. Resulta con absoluta claridad que entre los años 2015 y 2018 la provincia obtuvo recursos superiores a la inflación en un 9 % y los docentes ingresos inferiores al 50 %; pero si consideramos el índice del costo de la economía del año 2018 el mismo alcanzó el 66,7% (combinado precios mayoristas , minoristas) o sea que la pérdida salarial llegaría al 70 % dado a que los valores mayoristas indefectiblemente pasarán al índice minorista en un breve período e inciden en el consumo de los asalariados como se manifiesta ya en el primer trimestre del año en curso.

Durante el corriente año los recursos nacionales transferidos a las provincias superaron en el primer trimestre a los del año anterior en un 42,5 %, según el Ministro de Hacienda de la Nación Nicolas Dujovne (Norte 23/04/19 pág. 36) por lo cual la solución de fondo del conflicto salarial docente (destrabado hoy en la coyuntura) es nétamente política, como lo aseveráramos permanentemente desde ATECH.

Si la política nacional aplicada se orientó a la desinversión educativa expresada en los presupuestos de los últimos años (reducción de partidas destinadas a infraestructura y equipamiento escolar, jardines de infantes, formación docente, becas, programas socioeducativos y otros), la política provincial siguió también dichos parámetros fundamentalmente en materia salarial o sea, profundizando el ajuste con el mismo objetivo, la destrucción de la escuela pública en razón de que en una colonia no se necesita ciencia, tecnología ni educación popular.

(*) Secretaria General de la comisión directiva DE la Asociación de Trabajadores de la Educación del Chaco (ATECH).