Martes, 25 Agosto, 2020 - 13:49

Científicos de Santa Fe logran certificación para hacer control de calidad de cannabis medicinal

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Un equipo de científicos de la Universidad Nacional del Litoral (UNL) trabaja en Santa Fe para desarrollar controles de calidad de derivados de cannabis de uso medicinal, tras obtener la certificación del Ministerio de Salud de la Nación, informaron hoy voceros académicos.
 
Los controles para una correcta utilización del cannabis como medicina comenzarán a ser desarrollados en el Laboratorio de Control de Calidad de Medicamentos de la Facultad de Bioquímica y Ciencias Biológicas de esa casa de altos estudios.
 
"El objetivo de este desarrollo es poder brindar, en un futuro lo más cercano posible, un servicio de control de calidad de estos productos", dijo Mercedes De Zan, directora del laboratorio, quien explicó que permitirá "verificar que los productos derivados del cannabis contienen los activos necesarios y son seguros para su consumo".
 
La iniciativa fue propuesta en la edición 2019 del Capital Semilla, con el proyecto denominado "Plataforma tecnológica para la determinación de la composición de muestras de aceite de cannabis para uso medicinal", a cargo de María Silvia Cámara.
 
Ese financiamiento de la UNL busca aportar valor a las capacidades de los grupos y a sus resultados de investigación, para que estén en mejores condiciones para vincularse con empresas y organismos aportando soluciones a diferentes necesidades.
 
Cámara sostuvo que el proyecto intenta "responder a una demanda de la comunidad y de las asociaciones civiles que vienen trabajando en el proyecto de legalización del uso de cannabis con fines terapéuticos".
 
El Concejo municipal de la ciudad de Santa Fe sancionó recientemente una ordenanza que regulará el acceso al cannabis y sus derivados como recurso terapéutico.
 
En la actualidad la planta se autocultiva o se adquieren extractos o aceites cannábicos, cuya procedencia muchas veces se ignora.
 
De Zan explicó que "al contener sustancias psicoactivas, los derivados del cannabis están considerados sustancias sujetas a control por parte de la Administración Nacional de Medicamentos Alimentos y Tecnología Médica (Anmat)".
 
En ese sentido, añadió que desde el laboratorio lograron la certificación que los habilita "como laboratorio y como grupo de investigación para trabajar con este tipo de sustancias y brindarle a la comunidad el servicio que necesita", en referencia al desarrollo de los controles de calidad.