Jueves, 25 Abril, 2019 - 18:10

Caso Ismael Ramírez: declaró uno de los últimos testigos que quedaba en el caso

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Sin que aportara nuevos datos a la investigación por la muerte del menor Ismael Ramírez, días pasados declaró uno de los últimos testigos que faltaba.
 
Se trata de Ángel De La Cruz, uno de los primos, oriundo de Rosario, quien la noche del incidente en el Supermercado estaba junto a Ismael y su hermano.
 
Es fiscal Marcelo Soto, quien lleva adelante la investigación, confirmó que el joven quien residía en Rosario se presentó a declarar.
 
El joven detalló todo lo que hicieron esa noche y cómo se encontraron con el tumulto de gente cerca del supermercado. Dijo además que cuando hieren a Ismael no estaban juntos, se había separado, por lo que en ese punto no pudo aportar mayores datos.  
 
Además declaró haber tomado conocimiento de que Ismael estaba herido cuando encontró a una mujer que buscaba a su primo, allí se enteró lo que había pasado con Ismael. No pudo dar detalles del lugar donde se encontraba ya que aseguró que en medio del tumulto se perdió y al no ser de la ciudad no conocía las calles.
 
EL HECHO
 
El incidente se produjo en septiembre del año pasado, en el supermercado El Impulso, ubicado en la esquina de las calles 21 y 14 del Barrio Obrero de Sáenz Peña. Un numeroso grupo de personas, más de cien según testigos, intentaron saquear el comercio. La policía llegó al lugar e intentó restablecer el orden en el lugar.
 
En medio de ese conflicto, un chico de 13 años, Ismael Ramírez, fue asesinado de un balazo en el pecho. El joven recibió un disparo en el tórax y fue trasladado al hospital donde confirmaron su muerte. 
 
LA INVESTIGACIÓN
 
Cabe recordar que el fiscal  Marcelo Soto confirmó que a través de la autopsia se pudo establecer que Ismael murió de un balazo en el pecho. En el informe constataron que el plomo que sacaron del cuerpo "no fue de un arma de puño", sino de una "escopeta o una arma de fabricación casera".
 
Esa noche se secuestró del lugar del incidente al menos tres armas de fabricación casera, tipo tumberas.
 
Con la declaración de este joven, primo de Ismael, se estaría cerrando la investigación por la muerte del niño, ya que por el momento no quedan más diligencias que realizar según trascendió.