Miércoles, 6 Agosto, 2014 - 18:39

Confirman que el niño tenía signos de abuso de vieja data
Caso Imer Flores: La declaración del médico forense reveló que no hubo autopsia en el cuerpo del niño qom tras su muerte

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

 

En el tercer día de audiencias  en el Juicio por el Caso  Imer Flores, el niño qom que fue muerto a golpes  en la localidad de Villa Rio Bermejito en el mes de enero  hubo datos reveladores en algunos de los testigos  sobre todo en la declaración del médico forense.

Continua desarrollándose en la Chamara del Crimen Nº 2 en Sala Unipersonal a cargo de la Dra Zamateo y bajo el Ministerio Publico ejercido por el Dr Carlos Rescala el juicio por la muerte del niño qom Imer Flores, brutal muerte ocurrida en la localidad de Villa Rio Bermejito.

La jornada de hoy tuvo algunos testimonios inconsistentes, pero solo uno de los testigos hasta el momento coloca por primera vez en la escena a uno de los tres hermanos Francos imputados en la causa.

Pero quizás el testimonio más contundente fue la declaración del médico forense quien confirmó que la muerte del pequeño se produjo por un fuerte golpe en el cráneo, pero que a la vez presentaba múltiples golpes en distintas partes del cuerpo.

Lo llamativo de este testimonio fue que el Dr Hugo Banegas confirmó que tras ocurrido el hecho no se realizó la correspondiente autopsia debido a que había surgido un inconveniente en el lugar con la comunidad qom y la fiscal estuvo de acuerdo. “Vamos a respetar el pedido de la comunidad”, dijo el profesional que manifestó la magistrada ante el reclamo o “levantamiento” que había realizado la comunidad qom ese día.  

Posteriormente recordó que tras un pedido que realizó la querella la autopsia finalmente se concretó pero pasado un mes, cuando numerosas pruebas se perdieron. Pero no sería esta la única irregularidad que se refleja en proceso ya que en cuanto a la preservación del lugar y las pruebas la policía tendría también un grado de responsabilidad.

Consultado por las partes, el médico forense confirmó una situación que desde ayer sobrevolaba en el ambiente y estaba relacionado con una situación de abuso que habría sufrido el pequeño.  El profesional confirmó en sala y lo corrobora en su estudio que el niño presentaba lesiones compatibles con abuso sexual de vieja data. Además señaló que antes de su fallecimiento el menor también habría sufrido un abuso sexual, pero no se pudo determinar de que manera habría ocurrido esta situación o si se habría utilizado algún elemento  para tal fin.

 El resto de los testimonios estaban relacionados una vez en conocer las últimas horas del  niño, con quien estuvo, donde y en qué momento desapareció para luego ser encontrado sin vida. El testigo  en cuestión, amigo del niño confirmó lo que otros jóvenes ya habían dicho sobre las actividades que realizaron horas antes de la muerte del niño, como jugar al futbol, reunirse en una esquina a beber y luego participar de la fiesta del Rio. En ese lugar es que el pequeño luego de compartir algunas horas con sus amigos luego desaparece y no regresa más. “Estaba bailando con G.P. después fue a pedir cigarrillo a unos amigos varias veces y la ultima vez no regresó mas”, explicó a las parte el joven. Dijo además que ese día habían bebido vino todos, porque compraron un pack de 10 cajas y se tomaron 8. “A Imer no lo dejábamos tomar porque era menor”, explicó

OTROS TESTIMONIOS

Otro de los testimonios que colocan por primera vez a uno de los imputados en la escena es el realizado  Luis Mancini, vecino de los Franco.

Mancini  contó a las partes que luego del asesinato de Imer Flores,  Miguel Franco llegó a su casa “medio ebrio”  a pedirle un arma porque unos aborígenes lo querían matar.

“Quería que le de cualquier arma porque decía que los aborígenes lo habían amenazado con atacarlo en su domicilio porque lo culpaban a su hermano de matar al niño. Me dijo que “Nino”  (Saturnino Franco)  había cometido el homicidio”, señaló Mancini.

Varias contradicciones

 Este testigo tuvo una serie de contradicciones en su declaración a tal punto que el Dr Carlos Rescala representante del Ministerio Público, estuvo a punto de pedir el Falso Testimonio, por una serie de manifestaciones que realizó Mancini en la Sala de Audiencias distinta a la que había declarado en la fiscalía de Castelli.

Este vecino de los Franco reconoció además que uno de los hermanos  le había reconocido que uno de sus hermanos “se había mandado la cagada de matar al indiecito”. “Mi hermano fue el que se mandó la cagada matando al chirete este”, habría sido la declaración que realizó Miguel Franco a Mancini.

En otra parte de su declaración relacionado con el trato que tenia con los Franco y lo que pensaba la gente del pueblo había dicho en su declaración el 10 de enero de 2010 en la  Fiscalía  de Juan José Castelli que “los Franco hace 30 años que atormentan al pueblo siendo un calvario para la sociedad, lastiman con palos cuchillos, botellas rotas, palos  y ni soy ni quiero ser amigo de ellos”, había declarado. Pero en Sala de Audiencias dijo que “jamás los había visto pelear”.

La esposa de Daniel Franco

  Juana González, esposa de uno de los imputados, de  Daniel Franco no recurrió al  beneficio del  Artículo 219 del Código Procesal Penal de Chaco y prestó declaración en sala.

Fue contundente al señalar que su marido trabajó ese fin de semana los días viernes, sábado y domingo, el cual salía a las 6 de la mañana y volvía todos los días cerca de las 21 horas. Solo el domingo volvió a las 6 de la tarde, pero siempre estuvo en casa”, indicó la testigo.

 La declaración de la  mujer de Daniel Franco reveló  una serie de supuestas irregularidades en el proceso ya que aseguró en la sala de audiencias que una de las declaraciones que realizó en Castelli no le leyeron, por eso se sorprendió cuando la secretaria leyó una parte que ella nunca dijo referida a una pelea que habrían tenido con los aborígenes”

 Las audiencias continuarán este jueves como último día de esta semana donde se espera sean conducidos por la fuerza pública aquellos testigos que no se presentaron a declarar el día previsto.