Lunes, 27 Abril, 2020 - 21:31

Capitanich planifica la habilitación de actividades comerciales específicas en 60 localidades

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
En teleconferencia, el gobernador y el ministro Sebastián Lifton atendieron demandas de la FECHACO respecto al reinicio de actividades para las nuevas excepciones, líneas de financiamiento y facilidades de acceso.
 
El gobernador Jorge Capitanich, mantuvo una teleconferencia con referentes de las distintas cámaras de comercio de la provincia y el titular de la Federación Económica de la Provincia del Chaco (FECHACO), José Luis Cramazzi, para delinear acciones conjuntas en el marco de las nuevas medidas anunciadas ayer, correspondientes a la cuarentena administrada. 
 
Junto al ministro de Industria, Producción y Empleo, Sebastián Lifton, analizaron las perspectivas por el reinicio de actividades comerciales. Los representantes del sector consultaron sobre los criterios diferenciales en el marco de la cuarentena focalizada de la provincia, considerando que de 69 municipios, 60 no registran circulación viral probada. “Se puede comenzar a trabajar en coordinación con los municipios en algunas cuestiones de estrategias para poder rehabilitar algunas actividades comerciales específicas”, destacó Lifton.
 
El ministro recordó que en lo que respecta a la actividad primaria e industrial “ya se encuentra habilitada en la provincia, teniendo en cuenta que se pueden generar las actividades de producción “solamente con movilidad de empresarios y productores y/o trabajadores, y priorizando el trabajo en parques industriales”.
 
Las cámaras de comercio solicitaron gestiones del ejecutivo provincial, ante el gobierno nacional “para lograr una mayor cobertura salarial de lo que está planificado como compensación salarial a través del Programa de Asistencia al Trabajo y la Producción, que va a cubrir el 50% de los salarios del mes de abril que se abonan los primeros días de mayo para sectores no exceptuados”.
 
El planteo puntual es el de la posibilidad de que empresarios de PyMES de hasta 25, 30 o 40 trabajadores, puedan disponer de una ayuda de compensación salarial superior al 50% de los salarios, entendiendo que están atravesando una situación particular debido a la pandemia y a la extensión de aislamiento preventivo, sobre todo área en el área Metropolitana de Resistencia.
 
Participaron de la reunión virtual: Martín Giménez, Ernesto Scaglia y Alfredo González, de Resistencia. Además, Natalia Urribarri de Presidencia de la Plaza, Luciano Rivero de Machagai, Pablo Muñoz de Quitilipi y Rodolfo Chebuhar de Presidencia Roque Sáenz Peña. También Luis Brugnoli de Pampa del Infierno, Ubaldo Diomedi de General Pinedo, Juan Zabala de Charata, Walter Maciel de Gancedo, Alejandro Gutierrez de Hermoso Campo y Hugo Roger de Villa Ángela. 
 
También Osvaldo Landriel de San Bernardo, Felix Guerrero de Juan José Castelli, Leonardo Saucedo de Miraflores, Alejandro Silvestri de Pampa del Indio, Juan Francisco Álvarez del Departamento Bermejo y Silvia Reyero de General San Martín.
 
FINANCIAMIENTO PARA RECUPERAR LA ACTIVIDAD
 
Uno de los pedidos específicos de las diferentes cámaras estuvo relacionado al esquema de financiamiento y apoyo para capital de trabajo en este contexto de emergencia. El ministro Lifton recordó que “a través del Nuevo Banco del Chaco ya se entregaron más de 1.000 millones de pesos en créditos de capital de trabajo priorizando las PyMES chaqueñas”, y remarcó además que “una porción de ellas ya ha accedido a la vez a líneas cuentas asociadas a través del Ministerio de Producción, Industria y Empleo”.
 
Asimismo, señaló que el gobierno activó, por pedido de FECHACO, una línea de financiamiento “para pequeños emprendedores o comercios que tengan dificultades para acceder al sistema bancario tradicional y que están siendo financiados a través del Fondo de Capitalización de Empresas Emprendedoras, del cual el Ministerio es fiduciante”.
 
Dicho fondo viene trabajando en coordinación con una plataforma web para la solicitud de diferentes financiamientos, y a partir de allí la posibilidad de otorgar con diferentes regímenes de tasas fijas a 24 o 26 meses. A la vez, en últimos días se definió la posibilidad de otorgar créditos a tasa cero con un plazo de hasta 36 meses, para sectores particularmente afectados, “entendiendo y atendiendo las necesidades de este sector que es muy probable que no puedan arrancar con normalidad sus actividades una vez que se levante el aislamiento social preventivo y obligatorio”, remarcó el titular de la cartera de Industria.
 
Las cámaras valoraron la atención específica que recibieron y la celeridad con que se solucionaron algunos inconvenientes que se les presentaron en las últimas semanas, que tienen que ver con normativas del Banco Central, las cuales han podido ser gestionadas, permitiendo flexibilizar condiciones para acceso al crédito para empresarios locales.