Jueves, 19 Marzo, 2020 - 13:50

APTASCH afirmó que: "Los trabajadores de Salud no son protegidos ni reconocidos"

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
APTASCH sostiene que, “en esta crisis epidémica, los trabajadores de la Salud, principales soldados de la batalla, no son protegidos ni reconocidos”.
 
Desde la Asociación de Profesionales, Técnicos y Auxiliares de Salud Pública de Chaco (APTASCH), en ocasión de la “grave situación que se vive” en la provincia y el país respecto al COVID-19, manifestaron que “los trabajadores de la Salud no se sienten protegidos ni reconocidos”.
 
“La epidemia va a seguir avanzado, y siguen faltando en la mayoría de los establecimientos sanitarios los elementos de protección personal adecuados para cada caso”, detallaron.
 
En ese sentido, manifestaron: “Sin estos elementos el profesional no puede, ni debe, realizar la atención requerida. La falta de elementos de protección pone en riesgo a los trabajadores y limita la capacidad de actuar frente a la crisis”, expresaron además que “no podemos permitir que haya víctimas, que serían evitables, entre los mejores soldados que tenemos en esta batalla”.
 
En relación a las condiciones laborales que enfrentan los trabajadores de la salud en esta epidemia, afirmaron que “están afectadas también por la falta de organización. La guardia del hospital Perrando está sobrepasada y no le proveen los recursos humanos, médicos y enfermeros, necesarios para trabajar en condiciones”. “Ante ello, es urgente disponer el personal para la demanda actual y futura”, señalaron.
 
Desde APTASCH indicaron además que “también sufrimos la falta de normativas claras que llevan a que en muchos establecimientos se nieguen las licencias para personas con factores de riesgo y para cuidadores que establece el decreto 432/2020, debido a la resolución 514 del Ministerio de Salud”.
 
En ese marco, exigen que “se transmitan directivas claras a todos los servicios para que los mismos se organicen para la atención de emergencia y se otorguen las licencias correspondientes a quienes las necesitan, y no expongan a riesgos innecesarios a personas vulnerables”.
 
APTASCH puso especial énfasis además en “la falta de reconocimiento que afecta a los trabajadores de la Salud, más aún el sentimiento de ser discriminados. Ya se otorgaron aumentos salariales a docentes y judiciales, y Salud sigue esperando a raíz de que se suspendió la continuidad de la paritaria salarial prevista para esta semana”.
 
“Pero esa suspensión forzosa no es razón para que los trabajadores de la salud, con magros sueldos, debamos esperar por un aumento salarial hasta el fin de la epidemia. Exigimos un aumento de emergencia para Salud, a cuenta de las negociaciones paritarias cuando éstas se reanuden”, solicitaron.
 
“Ayer se estableció por decreto un aumento para el valor de las guardias, que es justo, pero absolutamente insuficiente, ya que una pequeña proporción de los trabajadores las cobra. Incluso hay profesionales que trabajan en turnos las 24 horas en los servicios más críticos y no cobran por guardias, de modo que es indispensable un incremento que alcance a todos”.
 
Indicaron además que “exigimos también un aumento de emergencia para los trabajadores precarizados a quienes les renovaron sus contratos en enero a valores de 2019. Y para todo el personal precarizado, más de un cuarto de todo el plantel, muchos prestando servicios en la primera línea en esta emergencia sin cobertura, sin derechos, con sueldos magros, exigimos la regularización de su situación laboral”.
 
“Si el gobierno no protege en todo sentido al personal de salud, nuestra provincia no estará en condiciones de hacer frente a esta epidemia. Desde hace tiempo venimos sosteniendo que la salud no puede esperar. Ahora esta verdad es más palpable que nunca”, finalizaron desde APSTACH.