Martes, 21 Mayo, 2019 - 12:11

Cristina en el banquillo: arrancó el juicio oral por supuesta corrupción

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
El Tribunal Oral Federal 2 dio inicio al primer juicio oral contra la ex presidenta Cristina Kirchner por presunto fraude a la Administración Pública a raíz de la concentración de obras viales en favor del empresario Lázaro Báez durante su Gobierno.
   
En una audiencia colmada, que incluso obligó a que se habilitara otra sala contigua para el público, el juicio comenzó con la presencia de la ex mandataria, quien se sentó detrás de los ex funcionarios Julio De Vido, José López y el dueño de Austral Construcciones.
   
A la derecha de la referente opositora se encontraba su abogado, Carlos Beraldi, y detrás suyo, con blindex mediante, el público compuesto por diputados, legisladores, dirigentes de organismos de derechos humanos y militantes.
   
El Tribunal está integrado por los jueces Jorge Gorini, Rodrigo Giménez Uriburu y Andrés Basso, mientras que Adriana Palliotti interviene como jueza sustituta, aunque esta última no estaba presente debido a que lleva adelante otro juicio.
   
Además de la líder de Unidad Ciudadana, se encuentran imputados Julio De Vido, José López, Nelson Periotti, Carlos Kirchner, Lázaro Báez, Raúl Daruich, Mauricio Collareda, Héctor Garro, Juan Carlos Villafañe, Raúl Pavesi, José Santibañez y Abel Fatala.
 
En vivo el primer juicio oral a Cristina Kirchner por asociación ilícita

   
En la pimera audiencia, el presidente del Tribunal, Gorini, pidió a los imputados estar atentos al juicio y fue cruzado por el abogado Maximiliano Rusconni, defensor de De Vido, quien intentó formular un planteo pero el juez le dijo que no era el momento y que se debía dar comienzo a la lectura del requerimiento de elevación a juicio.
   
El rechazo del magistrado se debió a que que aún quedan pendientes planteos de las partes que la Corte Suprema de Justicia no resolvió y que apuntan a decretar la nulidad del juicio.
   
Así, el secretario del Tribunal comenzó a dar lectura del requerimiento hecho por los fiscales Gerardo Pollicita y Juan Ignacio Mahiques con el cual la causa pasó a etapa de juicio oral y público. La estimación es que la lectura de la acusación llevará entre tres o cuatro días y luego el Tribunal dará pie a los planteos preliminares de las partes, para más tarde permitir la indagatoria de los 16 acusados que tiene el hecho.
 
En el juicio se evalúa cómo fue la adjudicación de 51 obras viales a empresas de Lázaro Báez en Santa Cruz, donde hubo una presunta concentración en detrimento de otros estados provinciales: en la actualidad está en curso una pericia a cargo de expertos contadores de la Corte Suprema de Justicia sobre cinco de ellas para determinar si existieron sobreprecios.
 
“Nuevo acto de persecución”
 
"En unas horas comenzará en Comodoro Py un juicio oral al que jamás debí haber sido citada. Se trata de un nuevo acto de persecución con un único objetivo: colocar a una ex presidenta opositora a este gobierno en el banquillo de los acusados en plena campaña presidencial", declaró CFK antes de ingresar a la sala.
 
Cristina ironizó la existencia de "otros", que "desde Comodoro Py acusan y piden detenciones a mansalva y cuando los pescan infraganti no respetan las citaciones judiciales porque dicen que no tienen garantías".
 
De esa manera, la candidata a vicepresidente de la Nación apuntó contra el fiscal federal Carlos Stornelli y su vínculo con el expediente que investiga al operador judicial Marcelo D´Alessio.
 
Entre otras cosas, comentó que la causa "se trata de una denuncia efectuada por el Gobierno de Mauricio Macri sobre obras públicas viales llevadas a cabo enteramente en Santa Cruz".
 
"No se trata de una denuncia original sino de un refrito de denuncias desde el año 2008, armadas por diputados de la Coalición Civica, en las cuales Comodoro Py se declaró incompetente en el año 2011 y la justicia de Santa Cruz las sobreseyó por inexistencia de delito", agregó.
 
En ese sentido, la ex mandataria aseguró que lo investigado son "licitaciones de obras públicas viales realizadas por un órgano provincial que depende del Ministerio de Economía y de la Gobernación de la provincia" patagónica.
 
"Jamás tomé intervención alguna en los expedientes administrativos que se realizaron por cada una de estas obras. Entre la Presidencia de la Nación y las obras denunciadas existen doce instancias administrativas de carácter nacional y provincial.
 
"Las `pruebas´ por las que fui acusada son las leyes nacionales de presupuesto aprobadas por ambas cámaras del Congreso de la Nación, los DNU de ajustes presupuestarios de toda la Administración Pública Nacional y las Decisiones Administrativas dictadas por los jefes de Gabinete", se defendió.
 
"Mientras a mi defensa le impiden contar con las pruebas más elementales, se incorpora la declaración de la diputada (Paula) Oliveto -alias Pau- y un libro de (el periodista) Daniel Santoro, ambos imputados en la causa D´Alessio", señaló.
 
Y concluyó: "Claramente no se trata de hacer justicia. Sólo armar una nueva cortina de humo que pretende distraer a los argentinos y las argentinas -cada vez con menos éxito- de la dramática situación que vive nuestro país y nuestro pueblo".
En vivo el primer juicio oral a Cristina Kirchner por asociación ilícita

Fuente: 
Noticias Argentinas

Notas relacionadas