Viernes, 27 Mayo, 2011 - 17:36

Kadlec denunció irregularidades en la subasta y la Municipalidad salió a desmentirlo

El concejal Rafael Kadlec presentó una denuncia ante la justicia que señala que la subasta realizada por la municipalidad fue irregular porque no contó con “la debida autorización del Concejo”. Por su parte Diego Gutiérrez, secretario legal y técnico, dijo que se trata de “una denuncia infundada”, ya que “hay una Ordenanza de 2003 que autoriza al Ejecutivo a proceder al remate de bienes” y que “en el 2011 ya se hizo un informe al Concejo sobre el tema por lo que si igual hizo la denuncia, esta es falsa y es pasible de ser llevado ante la justicia”.

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042




El concejal del ARI consideró que fue violada la Carta Orgánica Municipal. “Los bienes privados del municipio pueden ser enajenados con autorización del Concejo Municipal y esto no sucedió en la última subasta”, sostuvo Kadlec.



Por esta razón el concejal presentó una denuncia en el Tribunal de Cuentas “para que investigue y de ser procedente aplique las medidas correctivas correspondientes”.



Per el secretario legal y técnico de la Municipalidad, Diego Gutiérrez salió al cruce y señaló que sí existe “una Ordenanza de 2003 que autoriza al Ejecutivo a proceder al remate de bienes”.



El funcionario municipal se mostró sorprendido por la denuncia de Kadlec y afirmó que “hay una manifiesta carencia de información del concejal. Debería asesorarse adecuadamente antes de realizar denuncias infundadas”.



“El hecho de ser concejal implica una responsabilidad que supera al de realizar pirotecnia judicial o ante los organismos de contralor. Debe consustanciarse con las normas que regulan no solo la convivencia en la ciudad, sino también las leyes que rigen los procedimientos administrativos del municipio”, observó Gutiérrez.



El funcionario del Ejecutivo precisó: “antes el Concejo autorizaba al intendente a proceder a la venta por resolución aprobada por mayoría simple. Luego del dictado de la Carta Orgánica pasó a ser exigible los dos tercios de los votos, y el 21 de octubre del 2003 se sancionó la Ordenanza 6796 que establece una normativa marco, en la cual se autorizó, en lo sucesivo, al Ejecutivo Municipal, a proceder al remate de bienes en el futuro”.



Y consideró: “Se equivoca dolosamente el concejal a decir que para cada subasta se requiere una nueva ordenanza. Si fuera así, por otra parte, no podría subastar ni una birome ante la absoluta falta de colaboración de los ediles del justicialismo y fundamentalmente del denunciante”, dijo Gutiérrez. Concluyó que “la ordenanza 6796 no tiene plazo de validez por lo cual se encuentra vigente, y no cabe duda que el Ejecutivo está autorizado a subastar bienes. Es una norma abierta, genérica, no refiere a bienes determinados, y el procedimiento es realizar un relevamiento con la Dirección de Bienes Patrimoniales y aprobar la baja por Resolución de Intendencia”.



Gutiérrez aseveró que “hace poco, en el corriente año, hemos contestado al Concejo un pedido de informes realizado a instancias del Bloque Justicialista en el cual vertimos estas consideraciones suficientemente explicadas. Esa contestación se encuentra en conocimiento de Kadlec. En conclusión, si conociendo ello realizó igualmente una denuncia, la misma resulta falsa, por lo que podremos llevarlo ante la justicia a efectos de que responda por su accionar, total y absolutamente malintencionado”.