Lunes, 16 Mayo, 2011 - 19:05

Opinión de los lectores
Primarias electorales, un proyecto genial

Estamos viviendo momentos en que la corrida de candidatos se ha transformado en una maratón desordenada y descontrolada que confunden al electorado y malogra el verdadero sentido de una elección democrática.

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Anteriormente a esta nueva Ley, cualquiera podía armar entre gallos y medianoche un partido político sin ningún criterio de gobierno, incluso, sin ninguna intención de llegar a él, sino que solo era un medio para presionar y exigir a los partidos al cual apoyaban tan solo para conseguir alguna Secretaría o favores especiales que condicionaban el armado y estrategia de los partidos grandes; haciendo que los partidos grandes excluyan candidatos necesarios y propios tan solo para lograr una mayor promesa de votos. 



Esto da más cabida a los mercenarios políticos que a los verdaderos candidatos que en realidad pretenden llegar al gobierno con un propio plan. Entonces comienzan las chicanas políticas que extorsionan al gobernante a desguazar las instituciones del gobierno como si fuese un botín de un pirata, más propio de haber conquistado el gobierno mediante luchas, que de haber ganado limpiamente unas elecciones por voluntad popular. 



Tenemos claros ejemplos como el caso de algunas instituciones del Estado que están en manos de algunos individuos que en vez de dar los beneficios legítimos de estas instituciones lo usan solamente para fines personales de minúsculos grupos de personas que se dedican mayoritariamente a dirigir sus fusiles hacia la Casa de Gobierno, más que en atender las propias necesidades de ese lugar público que necesita dar una respuesta.

Fijémonos lo que ocurre, por ejemplo, en el INSSSEP, que en vez de ser una obra social es una especie de financiera muy cara para los afiliados que aportan rigurosamente todos los meses su cuota social, pero esto no les significa un alivio cuando estos afiliados se enferman porque tienen mayor trabajo que cuando estaban sanos, solo para gestionar una atención médica o tratamiento adecuado. El INSSSEP presta el dinero que luego el afiliado lo tendrá que devolver del mismo modo que si le hubiese pedido un préstamo al banco o a alguna institución financiera donde “no tiene que pagar la cuota mensual obligatoria”.

 

Jamás se ha solucionado el tema del plus que los pacientes debemos pagar en cada consulta médica o prácticas necesarias. Esto no se soluciona publicando por diario que los médicos están actuando mal, como dijo el Gerente de la Obra Social. Tenemos un vademécum que no cubre las necesidades mínimas. Significa que cada persona que se enferma no le ha servido de nada sus aportes de toda la vida cuando estaba sana.

 

Sabemos muy bien que a lo largo de la vida de todas las personas, el tiempo de enfermedad es muy escaso respecto del tiempo que se permanece sano. Significa que siempre hay más aporte que consumo. Incluso, cuando alguien se enferma existe una enorme cantidad de gente sana que está aportando en forma solidaria a ese enfermo que forma parte de una “sociedad de ayuda” entre todos los “socios”, llamados “afiliados”. EL AFILIADO ENFERMO NO DEBERÍA PAGAR NADA. Vemos además que esta obra social maneja fondos excedentes que se los ocupan para cosas más propias de otras áreas de gobierno, como por ejemplo las secretarías de turismo, deportes, acción social, lotería, etc.

 

Pretendiendo este minúsculo grupo de “adueñados políticos” que van transformando a una obra social en una tendiente Casa de Gobierno Paralela que va en contra del afiliado y del mismo gobierno presente. Una Obra Social no necesita hacer propaganda, pero la hace. Además de eso habría que ver el estado patrimonial de los responsables respecto de cuando ingresaron a la misma, tan solo para transparentar los actos públicos según ordena nuestra Constitución Nacional. 



Esto es solo un ejemplo, podría hablar mucho más de esto, como el tema de las prótesis, los medicamentos, insumos, etc. LOS ODONTÓLOGOS TE COBRAN APARTE EL TRATAMIENTO DE CONDUCTO “Y MUY CARO”. EL INSSSEP NO RECONOCE TRATAMIENTO DE CONDUCTO PERO HACE PILETAS DE NATACIÓN Y TURISMO. Esto no lo hago al solo fin de marcar falencias en nuestra Obra Social, sino tan solo un ejemplo de un mal modo electoral que presenta muy graves consecuencias. ¿Sabe esto el Gobernador? Él los puso y los diputados radicales han aprobado, pudiendo haberse negado. ¿Acaso esto es un proyecto del Gobierno? ¿Tres personas pueden a todo un Gobierno?, ¿o el Gobernador se vales de estas tres personas para fines contrarios a la misma? 



Deberíamos revisar también las otras dependencias ocupadas por sus pequeños aliados que festejan su triunfo electoral como fiestas de piratas. 



LEY ACTUAL: LAS PRIMARIAS



Esto suena novedoso en nuestro país, siendo que es de aplicación el Estados Unidos desde mucho tiempo atrás. Nosotros estábamos acostumbrados a “las internas” y “las generales”, donde se podían arreglar las listas y modificarlas según criterio de cada frente electoral.

Las elecciones “internas” dependen solamente del partido en cuestión, donde cada partido ubica a sus candidatos según criterio propio. De este modo ya están listos para las elecciones “generales”. 



Cuando existen varios partidos políticos dispuestos a hacer una alianza en común, deben presentar una lista de candidatos para ir a elecciones “Primarias”.

 

Si en elecciones “primarias” existen cinco listas de una misma agrupación de varios partidos, solo va a la “general” la lista que gana. Esto significa que la lista que gana “no puede ser modificada”, ni puede integrar a las otras cuatro listas que han perdido. La lista que gana las “primarias” se presenta intacta y sin cambios a la “general”. 



Las otras cuatro listas, ya no pueden presentarse a las generales, solo les queda apoyar a esa lista ganadora, a cualquier otra, o quedarse en sus casas como simples votantes. 



Es una genialidad, en primer lugar se eliminarían los mercenarios políticos que arman partidos entre gallos y medianoche; en segundo lugar permitiría a los partidos grandes presentar y debatir proyectos serios, que les permitan luego ejecutarlos con total libertad; y por último, porque recuperaríamos el INSSSEP para el pueblo, como también a otras instituciones del Estado. 



Pero, si alguien tiene algún proyecto político, podría enrolar a otros transmitiendo sus ideas de gobierno, y estos otros transmitirían luego a otros generando un partido nuevo que quizás se haga más grande que los grandes actuales. Ya no serían mercenarios sino políticos de verdad en pleno ejercicio democrático. 



(*) Charata - Chaco http://juancastarcreaciones.blogspot.com