Jueves, 12 Mayo, 2011 - 08:30

El proyecto del concejal despertó el rechazo del ex gobernador
Rozas contra Picón por querer convertir el Parque Caraguatá en cementerio

Fue en la gestión de Angel Rozas como gobernador cuando se inauguró el Parque Caraguatá a la vera de la ruta Nicolás Avellaneda como un espacio de reserva natural y esparcimiento. Hoy el concejal justicialista César Picón promueve ubicar allí el segundo cementerio de la ciudad. El ex mandatario provincial consideró que se perjudica el bienestar de la población y llamó a defender dicha obra.

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042


El ex gobernador Ángel Rozas se refirió a la iniciativa del concejal César Picón de destinar el Parque Caraguatá a la instalación de un segundo cementerio en Resistencia.



“Consideró positivo el proyecto de conseguir un predio que sirva para un segundo cementerio de la ciudad de Resistencia, pero no a costa de perjudicar el crecimiento ordenado y desarrollo sustentable que garantiza un pulmón verde como es el Parque Caraguatá”, enfatizó Rozas.



Y agregó: “Durante mi gestión, aún cuando no contábamos con recursos suficientes para pagar siquiera los sueldos de la administración pública, no perdimos de vista la necesidad de afrontar el crecimiento futuro de la ciudad con obras imprescindibles para el desarrollo humano y el bienestar de su población”.



“Pretender cambiar el destino del Parque Caraguatá significa tener una mirada de corto alcance sobre el futuro de Resistencia. Se estará privando de un espacio natural que garantice la protección del medio ambiente, la biodiversidad y un lugar que resulta un punto de encuentro para la vida social y esparcimiento”, estimó.



“A partir de la construcción de las defensas definitivas del Gran Resistencia, sabíamos que esas obras nos iban a permitir recuperar tierras improductivas e inundables hacia el norte de la ciudad, a la vera de la ruta Nicolás Avellaneda, que comenzarían a poblarse con un gran crecimiento a futuro, mientras que la expansión hacia el sur tendría un límite a no muy largo plazo como puede observarse hoy”, explicó.



“Con esa visión estratégica, del crecimiento de Resistencia hacia el norte, decidimos comprar 100 hectáreas para convertirlas en un pulmón verde, haciendo importantes inversiones para su desarrollo urbano, pensando en la Resistencia del futuro, de los próximos 50 años cuando la ciudad tenga 800.000 habitantes”, destacó Rozas.



“El Parque Caraguatá debiera formar parte del patrimonio natural de la ciudad y a todos nos cabe defenderlo, pensando en nuestros hijos y nuestros nietos. Hay bienes públicos cuya provisión no consiste en dinero, pero el beneficio y disfrute de la gente es responsabilidad de los gobiernos, que tenemos siempre la obligación de proveer con la mayor amplitud y equidad”, agregó.



“Debemos defender esas obras y lugares públicos con la misma garra, convicción y fortaleza con la que afrontamos las más elementales necesidades de la gente”, finalizó el ex mandatario chaqueño.