Jueves, 28 Abril, 2011 - 12:01

Para poder vender alcohol sin restricción
Recepciones 2011: empresarios ratificaron que buscan lugares alternativos a Resistencia

La posibilidad de que se reflote la ordenanza municipal que prohíbe la venta de alcohol en recepciones organizadas en la ciudad capital, ha motivado a los empresarios a tener como alternativas lugares como Fontana, Barranqueras, Colonia Benítez y Puerto Vilelas. La versión fue confirmada a DiarioChaco.com por Horacio Manassi; quien estuvo a cargo de importantes eventos y el año pasado hizo público su rechazo a la política “alcohol cero”. Opinó que se trata de una “campaña mediática y estrategia política”.

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042


“Estamos analizando poder organizar las recepciones en inmediaciones de la ciudad. Podría ser en Fontana, Barranqueras, Colonia Benítez, y Vilelas; aunque esta última no sería la ideal”, afirmó el joven empresario Horacio Manassi indicando que efectivamente entre los colegas se comenzó a escuchar el comentario de que la ordenanza que prohíbe la venta de alcohol en este tipo de eventos podría entrar en vigencia nuevamente.



El tema exige hacer memoria. El año pasado cuando la Municipalidad instrumentó dicha restricción en plena temporada de recepciones estudiantiles, un grupo de organizadores de este tipo de eventos ya tradicionales salieron rápidamente a cuestionarla. Fue en esa ocasión en que el mismo Horacio Manassi logró interponer un recurso de amparo a su favor cuando fue el responsable de la fiesta del Colegio Nacional.



Hoy, el joven empresario dice aún no entender la decisión de la intendente Aída Ayala y reclama que “el municipio no nos invitó a discutir la ordenanza”. “Sostenemos que es anticonstitucional para los clientes mayores que quieran disfrutar de tomar una copa de vino mientras disfruta del evento. No se discute la prohibición a los menores; y eso ya está reglamentado por ley”, aseguró Manassi.



“No entiendo el sentido de la ordenanza. Porque además hay instrumentos para regular los excesos que puedan cometer los mayores”, dijo y aseguró que se están buscando lugares alternativos para organizar estas fiestas de graduación evitando ser alcanzados por la normativa que el año pasado, tras la polémica, “fue dada de baja a la semana por los 6 concejales que la habían votado”, según recuerda Manassi.



El empresario no tuvo reparos en calificar a la gestión de Ayala como “en contra de la juventud”. “Creo que esto es parte de una campaña mediática y/o una estrategia política porque el tema es sensible a muchas personas y estas decisiones generan mucho ruido en la clase social media”, dijo y se preguntó: “¿O por qué los Padres en la Ruta no van a los bailes de cumbia”. Recordando que en el Club Regatas, que tiene la concesión para realizar estas fiestas, “hacen actos políticos con comida y alcohol; por eso no la entiendo a la intendenta”, finalizó.