Jueves, 21 Abril, 2011 - 09:17

No fue culpado por la muerte de su mujer
Pidieron 10 años de prisión para el acusado de violar a una joven discapacitada en Quitilipi

Jorge Romero, en el año 2008 fue acusado de abusar sexualmente de una joven discapacitada, y de haber matado a su mujer luego de una discusión. Según indicaron fuentes del caso a DiarioChaco.com, el fiscal Rodolfo Lineras pidió 10 años por el primero de los delitos. Sobre el otro hecho, las pericias analizadas en el juicio determinaron que la muerte de la mujer fue accidental. Pero si será acusado por tenencia de armas. El hecho ocurrió en Quitilipi.

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042




El sujeto abusó sexualmente de una discapacitada en la localidad de Quitilipi, y que luego discutió en forma violenta con su mujer y terminó con la vida de ésta, será acusado por uno de esos delitos. Es porque se comprobó en el juicio tras las pericias y autopsia, que la muerte de la mujer fue producto de un accidente.



Por este hecho el fiscal de la Cámara del Crimen Nº 1 Rodolfo Lineras, no acusó al imputado por el delito de homicidio, pero sí lo hizo por tenencia de arma, al tiempo que pidió 10 años de prisión por el abuso sexual con acceso carnal de la joven discapacitada.



Jorge Daniel Romero alias “Rambo”, detenido desde el año pasado por “abuso sexual” con acceso carnal y por el delito de “homicidio agravado por el uso de arma” prestó declaración ante el Juez Horacio Oliva, en la Sala Unipersonal de la Cámara del Crimen Nº1 en el juicio que se le sigue por ambos delitos.



Según indicaron, el Fiscal Rodolfo Lineras solicitó la pena de 10 años por el delito de abuso sexual con acceso carnal, porque consideró que el sujeto se aprovechó de la discapacidad mental de la joven. Discapacidad que fue fehacientemente comprobada, según se desprende del informe médico realizado por una Junta Medica Psicológica, en la que se dejó constancia que la jovencita presenta un serio retraso en su desarrollo mental con una edad inferior a los 10 años.



Se sostuvo asimismo que por un principio de notoriedad de la enfermedad de la jovencita, el acusado no podía ignorar la situación de la joven, ya que además era conocida en el pueblo, no solo por su enfermedad sino por tratarse de la hija de una trabajadora ambulante muy conocida.



Se supo que aun cuando la víctima haya prestado el consentimiento para mantener relaciones sexuales con el acusado, “ese consentimiento no tiene ningún valor ya que la joven no tiene comprensión del significado fisiológico del acto sexual, ni del significado ético social del mismo”



EL OTRO DELITO




En la otra causa que se tramitó también en la Cámara del Crimen Nº1, “homicidio agravado por el uso de arma”, el Ministerio Público no acusó al imputado por el delito de homicidio, pero sí lo hizo por tenencia de arma.



En esta instancia no hubo acusación formal, por entender que medió en el caso un supuesto de falta de acción, previsto en el articulo 34 inc 2do del Código Penal: “el que obrare violentado por fuerza irresistible…” Es decir que la muerte de la mujer se produce por accidente, luego de una fuerte discusión la mujer toma el arma y su marido al observar esta acción intenta persuadirla de su acción, pero forcejean en medio de la discusión, la mujer le saca el seguro al arma y esas circunstancias se produce el disparo que impactó en el pecho de la mujer provocándole la muerte.



Los dichos del imputado durante la audiencia fueron confirmados en su totalidad por el único testigo de la causa, el hijo de la pareja, además de las pruebas científicas como la autopsia y pericias balísticas, las cuales indicaban que fue la propia mujer la que accionó el arma en dirección a su cuerpo, sin responsabilidad alguna por parte del imputado.



Por su parte la abogada defensora de Romero estuvo de acuerdo con la postura del fiscal porque considera que “hay pericias que demuestran que la muerte se produjo producto de un forcejo de la pareja, cuando la mujer toma el arma de fuego”.



Agregó que “Romero nunca tuvo intenciones de matar a su mujer, y fue a raíz de ese forcejeo y discusión cuando produce el disparo. Están todas las pericias técnicas, balísticas que nos habla de la distancia del disparo, la autopsia misma, están todas las pruebas”, aseguró la abogada Miriam Catan.



Respecto al otro delito, el de abuso sexual, no estuvo de acuerdo con la acusación del fiscal, la defensa de Romero pidió la absolución de culpa y cargo porque consideró que “no hay elementos de pruebas técnicas y científicas que avalen la decisión de condenarlo a una pena tan grande como es de 10 años. No hay elementos de pruebas en el expediente”.
Fuente: 
DiarioChaco.com