Miércoles, 5 Enero, 2011 - 19:40

Correo de nuestros lectores
Derecho a réplica
En respuesta al señor Branco Capitanich

Quiero aclarar en principio que yo no soy personal de gabinete de la legislatura provincial. Comunicado el fallo judicial – condenatorio – fui separado del cargo, al que por supuesto iba a renunciar de todas maneras para no afectar a nadie. Es importante para mi destacar, que ese fallo, surge de un acuerdo, entre la Fiscalía, abogados defensores e imputados en hacer lo que se llama, un juicio abreviado, a fin de concluir con más de 6 años de proceso con muy poca actividad judicial y terminar de una vez con todo este asunto. La gran mayoría de los profesionales del derecho sabrán de lo que estoy hablando.

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042


En su momento, dudé mucho en aceptar este tipo de trato, ya que no había tenido –personalmente- participación alguna en la adjudicación de estas tierras, cuyos expedientes se cuestionaron calificándolos de “negociados”. Mi pecado capital “mi delito” señor Branco Capitanich, para la justicia, fue pertenecer a un Directorio y ser, de esa manera, solidariamente responsable de la actuación de quien en ese momento ocupaba el cargo de Presidente de dicho organismo.



Es por eso que no siento, ni me sentiré jamás, un delincuente como usted me llama, sino, y en el peor de los casos, un ex funcionario que en algún momento de su gestión fue negligente involuntariamente, ya que no existe un acta de Directorio, avalando con mi firma dichos actos administrativos.



Señor Branco Capitanich, provengo de una familia de personas decentes, en mi ciudad natal, Juan José Castelli, hay una calle con el nombre de padre y, mi madre, fue una docente que dejo su salud frente a las aulas de colegio nacional desde la década del 40. Jamás hubiera podido mancillar el buen nombre que nos dejaron a mí y a mis hermanas, por unos pesos.



Para que usted sepa, camino por las calles de ciudad con mucha tranquilidad y comparto eventos con mis hijos, nietas y visitas con amigos de toda la vida, ellos saben mejor que nadie quien soy, que he tenido y que tengo.



Con respecto a mi actuación como funcionario del Instituto de Colonización, quiero comentarle que mi trabajo consistió en atender y ocuparme de los pequeños productores de toda la provincia nucleados en UNPEPROCH y de nuestros hermanos de pueblos originarios nucleados en distintas organizaciones.



Gracias a este trabajo, llevado adelante por decisión política del entonces Gobernador de la Provincia Dr. Ángel Rosas con su Vice Gobernador el Señor Miguel Pibernus y el apoyo y acompañamiento de un equipo interdisciplinario formado por la Nación, Provincia y ONGs como INCUPO, ENDEPA, JUM, MEGUESOXOCHI, El Fortín, etc. Pudimos –después de 75 años de espera- entregar las 150.000 (ciento cincuenta mil) has. Del Teuco-Bermejito, entrega que contó con la presencia de la Señora Rigoberta Menchu Tum, premio Novel de la Paz.



También entregamos al comienzo de nuestra gestión el titulo de propiedad de las 20.000 (veinte mil) has. De Colonia Aborigen Chaco; hicimos la reserva de tierra más grande del Chaco en Fuerte Esperanza, 250.000 (doscientos cincuenta mil) has. Aprox. Para hermanos chaqueños del Norte y Noroeste. Títulos en Pampa del Indio, el Espinillo, Bermejito, Miraflores, Nueva Pompeya, Sauzalito, etc. Tanto para criollos como para aborígenes, en fin seria muy larga la lista de los que considero verdaderos logros de nuestra región. Tiene usted un hombre a su lado de esa organización campesina que presidió –el amigo ya desaparecido Jorge Trangoni- que le va a comentar como se ocupaba y preocupaba el señor Moreno de sus problemas, también podría preguntarle al actual presidente del IDACH el amigo Orlando Charole.



Lamentablemente estoy pagando por haberme enfrentado en algún momento con algunos señores que junto al actual diputado provincial Ricardo Sánchez creyeron que se verían beneficiados, tanto política como económicamente denunciándome; pregúnteles también a ellos hoy como les ha ido, pregúntele al resto del personal del Instituto cuanto cobraban de sobre asignación salarial por el trabajo que aquel directorio junto a la mayoría de los empleados realizaban. Citando también al General Perón diría “que la única verdad es la realidad”.



Comparto con usted el hecho de hacer justicia y exigir Honestidad, idoneidad y transparencia en toda la administración pública, pero empecemos por el Poder Ejecutivo, sigamos con el Legislativo y Judicial, sin dejar de lado además los organismos descentralizados y entes autárquicos que comparten la gestión.



Señor Branco Capitanich, para finalizar, quiero dejarlo tranquilo en el sentido que, ni el Dr. Puebla, ya retirado del Poder Legislativo, ni Moreno estarán en Comisión investigadora alguna, pero lo que si me gustaría decirle es que además de contratar personal y de publicar en redes sociales y en tantos otros medios gráficos de nuestra provincia artículos para pelearse con todo el mundo usted y su equipo de colaboradores deberían trabajar un poco más en ese Instituto para ir resolviendo los múltiples problemas que siguen afectando a tantos productores chaqueños, púes según el gremio hace ya 3 años que están parados sin hacer nada;

¡Quien le dice que tal vez su pliego pueda volver a la Legislatura!



(*) DNI: 11.398.697