Domingo, 22 Septiembre, 2013 - 13:13

En Pekín l
Maduro confirmó que China otorgará nuevo crédito por US$ 5.000 millones

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Acordaron además producir 200.000 barriles de petróleo adicionales por día en la Faja del Orinoco.
El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, confirmó este domingo en Pekín la firma de una nueva línea de crédito con China por 5.000 millones de dólares y un convenio para producir 200.000 barriles de petróleo adicionales por día en la Faja del Orinoco.


Se ha alcanzado un acuerdo (con el Banco de Desarrollo de China) para "un crédito de 5.000 millones de dólares para el desarrollo", escribió Maduro en su cuenta oficial en Twitter, desde Pekín, en su primer viaje oficial a este país asiático.


"Con este crédito financiaremos viviendas, agricultura, transporte, industria, vialidad, electricidad, minería, salud, ciencia y tecnología", añadió el mandatario venezolano.


En el ámbito energético, el jefe de Estado confirmó además que se logró un convenio entre Venezuela y la empresa china Sinopec, que requerirá una inversión de 14.000 millones de dólares, y que se traducirá en la producción conjunta de 200.000 barriles de crudo al día en el bloque Junín 1 de la Faja Petrolífera del Orinoco.


Venezuela y China, con un intercambio comercial de más de 20.000 millones de dólares en 2012, mantienen una alianza estratégica en áreas como la energía, industria, tecnología y vivienda.


Además el gigante asiático se ha convertido en una importante fuente de financiación para el país sudamericano ya que ha otorgado créditos por más de 36.000 millones de dólares a Venezuela, el país que cuenta con las mayores reservas de petróleo del mundo.


Por su parte, Venezuela vende 640.000 barriles diarios de petróleo a China, de los cuales 264.000 se destinan a pagar la deuda de Caracas con el gigante asiático.


Por otra parte, durante su visita a Pekín, Maduro explicó vía Twitter que Venezuela había decidido comprar a una empresa 2.000 autobuses para modernizar el transporte público y tiene la intención de crear "una empresa mixta" para producir estos vehículos en el país sudamericano y en el futuro poder exportarlos.


Este domingo, el mandatario venezolano también se entrevistó con su par chino Xi Jinping y declaró que el ascenso económico de China ha sido beneficioso para el desarrollo de Venezuela.


"Presidente Maduro, usted es un buen amigo de China. Esta visita a China promoverá sin dudas aún más las relaciones entre China y Venezuela", respondió por su parte el mandatario chino.


Maduro, elegido presidente en abril tras la muerte de Hugo Chávez, llegó a Pekín el sábado en medio de una polémica entre Washington y Caracas.


El ministro venezolano de Exteriores, Elías Jaua, acusó el jueves a Estados Unidos de haber denegado a Maduro el sobrevuelo de su territorio en su viaje a Pekín, decisión calificada de "insulto" y "falta grave" por Caracas.


Estados Unidos replicó que sí autorizó el uso de su espacio aéreo y desmintió que hubiera negado la visa a parte de la delegación venezolana para que acuda la semana que viene a la Asamblea General de la ONU en Nueva York, tal como acusó Maduro.
Fuente: 
Agencia NA.