Lunes, 19 Agosto, 2013 - 11:49

Causa civil contra Carbajal
La juez Grillo llamó a testificar a Fabricio Bolatti y Carlos Martínez por los incidentes de 2010 en La Leonesa

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Los diputados deberán presentarse el 19 de septiembre a declarar como testigos a pedido del Juzgado Civil y Comercial Nº 6.
Al respecto, Carlos Martínez afirmó que fueron tres las causas abiertas, la civil, el procedimiento administrativo parlamentario y el proceso penal. "A pesar que la causa avanza lenta, creemos que este año tendría que avanzar más rápido" y destacó que "lo único que se cerró fue el procesamiento administrativo parlamentario de violación de los fueros con esta sanción de arresto para Carbajal, que esta condicionada a la finalización de su mandato como Intendente".


Recordando ese 7 de agosto de 2010, el diputado resaltó: "Creo que nos salvamos de algo peor por obra del destino, porque fue una emboscada preparada por Carbajal en complicidad con el empresario Mestre y la patota de ambos con el objetivo de amedrentar cualquier tipo de debate respecto a la situación de las arroceras en incumplimiento de la entonces ley de biocidas y su reglamentación".

Destacó que hay pruebas más que suficientes y en este sentido explicó que "la Cámara de Diputados estableció una sanción de arresto para el Intendente Carbajal de cinco días en uso de sus facultades disciplinarios, pero que no la puede cumplir porque se ampara en sus fueros todavía; pero el día que deje su cargo va a pasar en la cárcel unos cuantos días".

LA CAUSA
Los diputados fueron citados a declarar como testigos en el marco de una demanda que inició el productor Juan Álvarez por daños y perjuicios contra el Intendente Carbajal por una indemnización de $ 150.000.

Por los incidentes ocurridos el 7 de agosto de 2010, en La Leonesa, durante una visitita de una comitiva encabezada por los diputados Carlos Martínez, Fabricio Bolatti y el investigador Andrés Carrasco para un debate público sobre los riesgos del uso del glifosato por arroceras de la zona.

La convocatoria, que iba a realizarse en el salón de una escuela del lugar, se vio frustrada por la irrupción de un numeroso grupo de personas, y terminó en una guerra campal.
Fuente: 
Radio Libertad