Martes, 23 Abril, 2013 - 18:20

Votar por obediencia de vida

Colocarse en la situación del "perjudicado sin retorno", es una de las artimañas más viles que el ser humano pueda utilizar frente a las normas de convivencia que una sociedad establece para su arbitrio.
Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Siempre existe la posibilidad de bregar para modificar la realidad y eso, claro está, implica esfuerzo y comprensión de la realidad propia y circundante, y un lógico trámite de escuchar y escucharse, pensar y avanzar y retroceder y finalmente acordar con el OTRO, que pareciera ser un gran avasallado de la Cultura actual.
Los seres humanos tenemos en nuestra esencia, guías invisibles de nuestra conducta constituidas por los valores que sin títulos vamos mamando de la cultura.Cuando asumimos la realidad de que nuestra existencia toma sentido y vigor frente a todos esos valores y más aún cuando, como en un espejo, aceptamos la presencia de un "OTRO" que siente y piensa en la diversidad.
Ahí y solo ahí se plantea la real disyuntiva que determina si somos cabalmente seres humanos, conscientes de nuestra condición de semejantes y a la par que individuales, como para aprender, saber y aceptar : escuchando al otro en sus necesidades y en sus divergencias.
En ese momento se constituye la Sociedad y si los valores son respetados crece el diálogo gestador de paz y armonía para la vida individual y colectiva.
Todo esto es un conjunto de actitudes y acciones que configuran: el gran ausente de nuestra sociedad. Asumirlo y tratar de modificarlo es la función de los que tienen posiciones de coordinación social y de paradigmas para una cultura de "modelos" como la nuestra.
Lo expresado viene a cuento con la situación que nos ocupa en estos días en nuestro País. La organización de la sociedad en partidos políticos, lejos está de reunir pensamientos afines. Pretenden erigirse en grupos que bajo la dirección o conducción de un "superdotado" obligan a acatar indicaciones y seguir lineamientos sin ambages, esa acción esta reñida total y absolutamente con el "respeto" hacia el OTRO necesario para conformar una convivencia entre iguales que persiguen una serie de ideales.
Creo que una de las fallas fundamentales de nuestra Cultura actual radica en no detenernos a : PENSAR, ESCUCHAR, APRENDER, SABER , ACORDAR Y ACEPTAR, interpelando la realidad CONJUNTAMENTE CON EL "OTRO" .
Tal vez, en el rosario de valores que nuestra Cultura sustenta los más olvidados sean: la Verdad, y el Amor al prójimo.
De la Verdad es consecuencia la Honestidad, valor vilipendiado como pocos en estos tiempos.Del Amor al prójimo, la Igualdad, valor manoseado, ultrajado, desacreditado y rebajado como pocas veces se haya visto en un grupo Cultural.
Estamos en una instancia donde los pasos que demos nos dejarán marcados por mucho tiempo, por eso le pido a cada uno de los integrantes de esta Sociedad de mi tiempo , que seamos capaces de poner toda nuestra voluntad por frenar atropellos impropios de Dirigentes Sociales que enarbolan los Derechos Humanos como guías de sus conductas.
Los valores esenciales son base y cimiento de los Derechos Humanos y todos somos sus defensores con nuestras conductas y nuestras acciones.Es la Sociedad espectadora de ese accionar, la que juzga quienes los defienden cabalmente yactúaen consecuencia.

(*)
[email protected]
DNI 4597918
Santa Teresa 1955
Neuquen
También te puede Interesar