Lunes, 22 Abril, 2013 - 19:01

Debate en el Congreso
Maldonado: "Rechazamos este verdadero golpe de estado a la Justicia"

Esta reforma entraña serios riesgos para la protección de los derechos ciudadanos, sostuvo el radical.
Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El diputado nacional Hugo Maldonado, UCR expresó en el debate, "voy a reiterar cuantas veces sea necesario reafirmar la vigencia del art..29 de la Constitución Nacional, por el cual: "El Congreso no puede conceder al Ejecutivo nacional facultades extraordinarias, ni la suma del poder público?. ni otorgarle sumisiones o supremacías por las que la vida, el honor o las fortunas de los argentinos, queden a merced de gobiernos o persona alguna. Actos de esta naturaleza llevan consigo una nulidad insanable y sujetarán a los que los formulen, consientan o firmen, la responsabilidad y pena de los infames traidores a la Patria"
Maldonado afirmó que la Convención Americana de Derechos Humanos establece que: "Toda persona tie-ne derecho a un recurso sencillo y rápido o a cualquier otro recurso efectivo ante los Jueces o Tribunales competen-tes, que la ampare contra actos que violen sus derechos fundamentales reconocidos por la Constitución, la ley o la presente Convención, aun cuando tal violación sea cometida por personas que actúen en ejercicio de sus funciones oficiales" (Art. 25). Estas cláusulas, agrega, "son bases fundamentales de nuestra vida en democracia y no puedo soslayarlas frente a dimensión de las propuestas enviadas por el Poder Ejecutivo".
El legislador chaqueño expresó: "desde el radicalismo rechazamos este verdadero golpe de estado a la Justicia". Esta reforma entraña serios riesgos para la protección de los derechos ciudadanos y contiene numerosas disposiciones inconstitucionales, que marcan graves retrocesos a la independencia judicial: se trata de los derechos y libertades más elementales para hablar, para militar en política, para luchar por nuevas conquistas sociales, para ejercer los derechos y defendernos de los atropellos del poder. Para re-clamar la atención del Estado en los servicios esenciales; para reclamar que la corrupción no quede impune y nos despoje de los recursos necesarios para obras, educación, seguridad, transporte, viviendas y mucho más."
Y agregó:"Por eso nuestra sociedad vive hoy una etapa de bochorno y de angustia. Pero son jornadas en que asoma también la hora inicial de la recuperación, de nuestra calidad y orgullo de ser argentinos, expresada en las calles de todo el país".
Maldonado afirmó que "nuestro país no ha elegido para si cualquier forma de democracia. Ha elegido la República. Y en ella es esencial el equilibrio de poderes, la eficacia de los controles sobre los gober-nantes y la limitación de sus acciones. Hoy, el gobierno nacional se ha propuesto subordinar totalmente a la Justicia, para garantizarse su impunidad. No hay nada que mejore la Justicia en estos proyectos porque lesionan derechos humanos económicos, políticos y sociales y seguramente van a provocar re-clamos y litigios ante la Comisión de Derechos Humanos de la OEA."
En otro momento de su intervención, Maldonado afirmó que "resistimos esta reforma judicial porque a-bandona también nuestra tradiciones republicanas y contradice lo más importante de nuestra Cons-titución Nacional, que es la parte que defiende a la persona humana. Aunque todos coincidimos en que el sistema judicial argentino debe modernizarse y podemos hacerlo, en esta reforma no se ha previsto nada que signifique acercar la Justicia a la gente. Es la obra de un gobierno atrapado en una lógica de con-frontación permanente, donde no hay adversarios sino enemigos, donde se ataca todo lo diferente y se eliminan los matices, amputando la discusión y el debate público".
Más adelante, Maldonado hace un detallado análisis el proyecto de reforma al Concejo de la Magistratura, afirmando que de aprobarse, "las mayorías electorales tendrán el control sobre la designación y el en-juiciamiento de los jueces, poniendo en riesgo la independencia judicial," ignorando además, "la repre-sentación de los distintos sectores de la sociedad" y destaca que contraviene claramente el art. 114 de la Constitución Nacional que exige que se procure un equilibrio entre "la representación de los órganos políticos resultantes de la elección popular, de los jueces de todas las instancias y de ,los abogados de la matrícula federal". Maldonado afirma que "canalizar todas las candidaturas a través de partidos políti-cos implica que jueces, abogados y académicos se vean obligados a vincularse a fuerzas partidarias, y en consecuencia, deban perder autonomía a la hora de adoptar decisiones que pudieran afectar sus in-tereses".
Al referirse a la pretensión oficial de limitar las medidas cautelares, Maldonado afirma que "su limitación menoscaba los derechos humanos cuya protección nos costó tanto conseguir. Pareciera que los actua-les proyectos pretenden volver a épocas dictatoriales con total desparpajo. Las medidas cautelares ya no serán reguladas por esta reforma, sino prácticamente eliminadas". Recuerda como esos derechos estu-vieron al servicio del pueblo cuando los ahorristas querían recuperar sus ahorros, en muchos casos para atender situaciones de urgencia y hasta desesperantes; los derechos de minorías y personas con dis-capacidades que mediante estas presentaciones cautelares consiguieron que no fueran avasallados sus derechos.
En los finales de su alegato, Maldonado dice: "Frente a todo ello, no nos queda otra res-puesta que resistir. Hay que evitar que se consume con estas leyes un golpe de Estado contra el Estado de Derecho y la Justicia".