Lunes, 11 Marzo, 2013 - 11:00

Legislatura chaqueña
Presentaron material de capacitación en lengua de señas sobre la violencia de género

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042

El objetivo es brindar a las mujeres sordas información sobre prevención, asistencia y asesoramiento.

En el marco de la campaña nacional "Ponete la Camiseta contra la Violencia hacia las Mujeres", este viernes se llevó a cabo en el Recinto de la Legislatura, "Esc. Deolindo Felipe Bittel", la presentación del primer material de capacitación realizado en lengua de señas en materia de violencia de género para niñas y mujeres sordas.


El diputado de Libres del Sur, Carlos Martínez, organizador de este encuentro, destacó la particularidad de la campaña: "Lo de 'ponerse la camiseta' es muy importante desde lo simbólico, quiere decir comprometerse no solo desde el punto de vista del hecho en si mismo, sino de lo que significa llevar esa camiseta siempre" observó, "es un mensaje que se está enviando desde la política, desde el periodismo, desde la actividad cultural, desde todos los sectores acerca del tipo de sociedad que queremos construir"

El legislador hizo un repaso de "los avances, los logros, los inconvenientes y también los retrocesos que venimos observando en lo que hace a la aplicación de las políticas públicas contra la violencia hacia las mujeres" y recordó "nosotros hemos generado una normativa muy importante en la provincia del Chaco, tenemos un piso muy importante de protección jurídica ganado desde los Convenios Internacionales que hemos incorporado como normativa nacional, hasta las nuevas leyes que hemos sancionado en los últimos años".


En este sentido, insistió: "es reiterada nuestra preocupación por la falta de puesta en funcionamiento de la Oficina de Asistencia y Asesoramiento a mujeres víctimas de violencia, porque lo consideramos un centro importante de orientación, organización y de dirección de los procesos de políticas públicas respecto a esta cuestión" y recordó que "una funcionaria provincial decía hace un tiempo atrás que la erradicación de la violencia hacia las mujeres iba a llevar muchos años, esto desde el punto de vista cultural puede llegar a ser cierto, pero no es excusa para que el Estado se desentienda de generar los mecanismos urgentes de prevención, de asistencia y de asesoramiento".


Finalmente, consideró que "siempre es grato ganar espacios en el debate sobre esta cuestión, si bien los 25 de noviembre son los días internacionales donde esta cuestión se plantea con fuerza el tema de la violencia contra la mujer se ha instalado muy fuerte en el debate y en el accionar de la sociedad civil y esperamos que el Estado siga ganando terreno para poder tener una sociedad más plena, mas justa, mas inclusiva y sin violencia" y destacó en ese marco "esta iniciativa que tiene que ver también con ganar terreno a través de la capacitación en lenguaje de señas, ganar nuevos espacios en lo que hace a la discusión de la problemática y la inclusión de las personas desde el punto de vista del lenguaje".

Las ponencias:
La titular del Movimiento de Mujeres MuMaLa en el Chaco, Nancy Sotelo destacó que el 8 de Marzo, Día Internacional de la Mujer, "el reconocimiento tiene que ver con la dignidad de nuestros derechos, agradecemos los homenajes pero por sobre todas las cosas reivindicamos la lucha de cientos de mujeres que nos legaron este camino y recordamos que hoy todavía hay muchas mujeres y niñas que son víctimas de violencia, no solo la violencia física, la violencia del compañero, la violencia del esposo, sino la violencia de un sistema patriarcal que sigue teniendo a las niñas y a las mujeres en un lugar de subordinación.

Por ellas iniciamos esta campaña que tiene que ver con asumir un compromiso y ponerse la camiseta contra la violencia hacia las mujeres, que significa en primer lugar asumir que este no es un problema de la mujer o de las mujeres, sino que es un problema que nos afecta a todos como sociedad".


Sotelo apuntó que "en los últimos cinco años en nuestro país han sido asesinadas 1236 mujeres en el marco de violencia de género, solo en el mes de enero del 2013 se han contabilizado 26 víctimas; es importante destacar que estas estadísticas son elaboradas por una asociación civil, desde el ámbito oficial no contamos con ningún registro, no se han elaborado ni a nivel nacional, ni a nivel provincial estadísticas sobre femicidios ni sobre víctimas de violencia" y observó que "esto es una realidad importante al momento de elaborar políticas de prevención y asistencia, si no tenemos un diagnóstico y una dimensión del problema es mucho mas difícil poder abordar estrategias para disminuir los femicidios y contener a tantas mujeres víctimas".



La referente de MuMaLa explicó que el material presentado "surge de una convocatoria de las docentes de la Escuela Especial Nº 11, a quienes agradecemos mucho, entre ellas, laDirectora Gabriela Fanno, la Lic. Jarumi Nishisinya, Alicia Fenoglio, Mirna Maldonado quienes nos invitaron a participar del Primer Congreso Provincial de Mujeres Sordas que tuvo como eje central la violencia de género. Ahí nos dimos cuenta que nunca antes habíamos abordado ni trabajado un material con mujeres y niñas sordas, dimensionamos la realidad de vulnerabilidad ante situaciones de violencia que vive este sector y con la participación del equipo de MuMaLa: Miguel Tentor, Carolina Del Campo, Yanina Mullet; con mucha ayuda de los alumnos de la escuela; Juan Carlos Gronda que hizo la parte técnica; Johanna Ramos y Mónica Almirón, docentes de la escuela que aparecen en el video; buscamos estrategias de abordaje."



"Creemos que lo mas importante viene de las niñas y mujeres y sus familias" finalizó, "que se acercaron y nos ayudaron a entender que la violencia trasciende barreras que a veces nosotras mismas con nuestro trabajo no logramos trascender y que debemos asumir el compromiso de derribarlas".


La psicóloga Alicia Fenoglio se refirió a la realidad de la mujer sorda como grupo minoritario y explicó que "la persona sorda no solamente es una persona con mayor o menor pérdida auditiva sino que es parte de una cultura y es miembro de un grupo que comparte esa cultura, que tiene una lengua común que es la lengua de señas argentina, que no es, a su vez, un sistema 'alternativo', sino una lengua primaria como la que tenemos los oyentes.


Esta característica convierte a las personas sordas en una minoría lingüística, que tiene desde su cultura una manera de representar el mundo, costumbres y valores propios de la comunidad sorda" y agregó que "el problema es cuando nosotros como sociedad no tenemos los recursos para hacer la información accesible a este grupo, el no saber sobre sus derechos hace que la mujer sorda se invisibilize ante el resto de la sociedad y la coloca en una situación doblemente vulnerable".


La psicopedagoga Mirna Maldonado explicó que en relación a la violencia de género "es invisible para la sociedad pero también es invisible para aquellos organismos que tienen la responsabilidad de hacer el trabajo de concientización sobre esta temática, la mayor parte de los recursos de atención psicosocial a las víctimas de violencia de género no son accesibles a las mujeres sordas, no incorporan la figura del intérprete, no cuentan con material elaborado para las personas sordas".


En relación a esto, las docentes aclararon que "si bien se cree generalmente que el sordo puede leer un texto elaborado para oyentes, eso no es tan así porque la adquisición de la lectoescritura en el sordo es un proceso con características y tiempos muy diferentes a los del oyente, por lo que tenemos una gran parte de la comunidad sorda que es analfabeta funcional".
Maldonado agregó que "estos y muchos otros factores favorecen el hecho de que la mujer sorda víctima de violencia no denuncie y permanezca mucho más tiempo al lado de su victimario".