Viernes, 22 Febrero, 2013 - 17:17

Choque y muerte en la Panamericana
Caso García: investigan a ocho policías por no realizar pericias en el accidente

El testimonio de uno de los testigos complicó al acusado.

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Unos ocho policías bonaerenses quedaron bajo investigación por no haber acatado una orden judicial y realizar pericias en el lugar en el cual el joven Pablo García, hijo del periodista Eduardo Aliverti, embistió y provocó la muerte de Reinaldo Rodas, cuando se desplazaba en su bicicleta.
Por otra parte, ante la fiscal del caso declararon hoy dos testigos, una mujer de la cabina de peajes que descubrió al joven llevando a la víctima; y un ex policía que vio cuando lo atropelló en Panamericana minutos antes.
El abogado que representa a la familia de la víctima del hecho, aseguró que la fiscal de Pilar María Inés Domínguez ya investiga a ocho policías de Pablo Nogués por no haber acatado la orden judicial.
Según los abogados de la familia Rodas, Alberto Domínguez y Adrián Safaris, la fiscal imputó a ocho policías por incumplimiento de deberes de funcionario público, por no haber realizado pericias accidentológicas ordenadas por ella en el lugar en que ocurrió el trágico accidente, a la altura del kilómetro 34 de Panamericana.
"Hubo una especie de pelea de jurisdicciones, fue una negligencia no sé si con el beneficio de ocultar información, pero sí hicieron perder pruebas importantes", dijo el abogado Adrián Sabaris, también representante de la familia de la víctima.
"Hay muchas filmaciones y peritajes al auto, hubiese sido mucho mejor realizar las pericias en el momento para ver si se encontraba algún otro dato o hallazgo", agregó el letrado.
Entre los testigos que hoy volcaron su declaración testimonial ante la fiscal de Pilar, fueron un ex policía que vio el momento del accidente, y la mujer de la cabina del peaje que frenó a García.
Según la mujer, García le confesó que en el interior del Peugeot 504 gris llevaba una persona atropellada.
El abogado Domínguez aseguró que la joven testificó que García condujo normal al llegar al peaje, y que "cuando ella lo mira tenía la cara ensangrentada" y que el hijo de Aliverti le manifestó que "traía un atropellado".
Además, que la joven vio el cuerpo de Rodas, el vigilador privado de 53 años atropellado, dentro del vehículo y que el mismo estaba "con las piernas para arriba en posición fetal, con la cabeza contra el piso".
Según surge de la declaración de la joven, explicó el abogado, el cuerpo de Rodas "emanaba demasiada sangre", y que por la posición en que fue encontrado él estimó que "así como lo atropelló entró directo y quedó en esa posición, no lo movió".
Ante la fiscal de Pilar también prestó declaración un testigo ocular del accidente que protagonizó García el domingo último entre las seis y siete de la mañana.
El abogado sostuvo que se trata de un ex policía quien pudo ver que el auto de García "se fue hacia la banquina", y que observó una "gran polvareda", lo que le llamó la atención la maniobra realizada.
"Pudo observar que la víctima fue embestida, y así como pegó Rodas en el parabrisas, quedó con la cabeza baja contra el piso, las piernas quedaron contra el techo del vehículo y esta persona continuó con una velocidad a más de 130 kilómetros", relató el abogado, futuro querellante.
Domínguez aseguró que ese testigo intentó seguir a García pero que no lo pudo alcanzar por la alta velocidad a la que circulaba, y que dio aviso a un policía sobre el accidente.
Los abogados de la familia Rodas no descartaron que próximamente soliciten un agravamiento de la acusación sobre García, y así que la carátula cambie de "homicidio culposo a homicidio con dolo eventual".
"Si podemos llegar a demostrar a través de los testigos que tuvo intención de sustraerse y ocultar el delito, nosotros, como futuros querellantes o damnificados, vamos a pedir el cambio de carátula. Queremos pedir la imputación de homicidio con dolo eventual", dijo Domínguez.
El hecho tuvo lugar el domingo a primera hora de la mañana en el kilómetro 34 de Panamericana y si bien a principio de semana algunos medios dieron a conocer la noticia, fue recién el miércoles que el periodista Eduardo Aliverti informó por las redes sociales que quien había protagonizado el accidente fue su hijo.


Fuente: 
NA