Lunes, 18 Febrero, 2013 - 10:57

Giraron fondos para la construcción de centros de tratamiento de residuos

Se trata de Colonia Elisa, La Leonesa, General San Martín y Juan José Castelli.

Mandá tu info, fotos, videos o audios al 3624518042
Estas cuatro se suman a Charata, Villa Ángela y Makallé, comunas que habían recibido un anticipo en 2012. Avanza así la ejecución de los convenios de cooperación mutua firmados entre la Provincia y los Municipios para la construcción de plantas de procesamiento de residuos, que forman parte de la agenda ambiental del Chaco.


El Ministerio de Planificación y Ambiente, a través de la Subsecretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable, ejecutó el traspaso de fondos para el inicio de obras de los centros de tratamiento y disposición final de residuos sólidos urbanos de los municipios de Colonia Elisa, La Leonesa, General San Martín y Juan José Castelli.
El hecho se enmarca en el convenio firmado en octubre de 2012 entre el gobernador, Jorge Capitanich y once comunas, a través de los cuales se financiará la construcción de centros de tratamiento y disposición final de residuos sólidos urbanos.


La subsecretaria de Ambiente y Desarrollo Sustentable, María Elina Serrano, señaló que hasta el momento se destinaron $1.358.339 a siete comunas de este grupo de once, habiendo sido las primeras beneficiadas Charata, Villa Ángela y Makallé, a las que se suman ahora estas cuatro localidades más.
Destacó, asimismo, que la agenda ambiental incluye, en una etapa inicial, la construcción de diez plantas de tratamiento de residuos, ya que Fontana y Puerto Tirol compartirán la construcción de una, con un mecanismo de financiamiento de 13 millones de pesos provenientes de un acuerdo firmado entre la Secretaría de Ambiente de la Nación -dependiente de la Jefatura de Gabinete de Ministros- y la provincia del Chaco.


A través de la firma de los convenios con los municipios, el Poder Ejecutivo se comprometió a realizar aportes financieros destinados a la realización de las obras civiles y a la construcción de las plantas, así como la adquisición de maquinarias para el funcionamiento de las mismas. A su vez, las comunas acordaron efectuar el cierre y saneamiento de los basurales a cielo abierto existentes; aportar el terreno para la construcción de las plantas de tratamiento de RSU; realizar las obras civiles; y presentar el estudio de impacto ambiental.


En este sentido, se anticipó que Makallé será la primera localidad en cerrar definitivamente su basural a cielo abierto, para comenzar a trabajar en el procesamiento y disposición final de los residuos, contando para ello con una planta equipada para la clasificación y enfardado de desechos recuperables, compostaje de los residuos orgánicos y relleno controlado de residuos irrecuperables, con la posibilidad de prestar servicios a otros municipios de la zona.